vestal

(redireccionado de vestales)

vestal

1. adj. MITOLOGÍA De la diosa Vesta.
2. adj / s. f. MITOLOGÍA Se refiere a la doncella romana que estaba consagrada a la diosa Vesta.
3. Mujer de gran belleza.

vestal

 
adj.-f. mit. Díc. de las doncellas romanas consagradas a la diosa Vesta.

vestal

(bes'tal)
sustantivo femenino
doncella romana consagrada a la diosa Vesta Las vestales guardaban la castidad.
Traducciones

vestal

Vestalin

vestal

Vestal

vestal

Vestal

vestal

Vestal

vestal

Vestal

vestal

ADJ & SFvestal
Ejemplos ?
De su importancia dan prueba que el Colegio de las Vestales y su bienestar eran considerados fundamentales para la continuidad y seguridad de Roma.
La vestal que hubiera estado de guardia cuando el fuego se apagaba, era azotada. Además de privilegios y honores por todas partes, las vestales podían testar aún viviendo sus padres.
Amulio obligó a Silvia a convertirse en una Virgen Vestal, una sacerdotisa consagrada a la diosa Vesta. Las vestales debían guardar un periodo de celibato de treinta años por lo que Silvia no podría tener herederos.
El servicio como vestal duraba treinta años, diez de los cuales estaban dedicados al aprendizaje, diez al servicio propiamente dicho y diez a la instrucción de nuevas vestales.Transcurridos estos años podían casarse si querían, aunque casi siempre lo que ocurría es que las vestales retiradas decidían permanecer célibes en el templo.
Eran sacerdotisas públicas Vesta publica populi Romani Quiritium y, en tanto que tales, constituían una excepción en el mundo sacerdotal romano, que estaba casi por entero compuesto de hombres. Las vestales debían ser vírgenes, de padre y madre reconocidos, y de gran hermosura.
estal (del latín, Vestalis y plural, Vestales) en la Religión de la Antigua Roma, era una sacerdotisa consagrada a la diosa del hogar Vesta.
Finalmente, Octaviano logró hacerse con el testamento de Antonio, guardado por las vestales, en el cual se ratificaban los temores de Octaviano tal como los presentó ante el pueblo, haciendo ver que Antonio quería reinar junto con Cleopatra en los territorios orientales romanos a toda costa, constituyendo una grave amenaza para el estado romano.
Procas reinó antes de Amulio, y éste hizo incluir entre las religiosas vírgenes vestales a una hija de su hermano Numitor, llamada Rea, que se decía también Ilia, la cual vino a ser madre de Rómulo.
No falta, sin embargo, quien tenga la bondad de referirnos que griegas y romanas fueron exageradamente aficionadas al velo, así como las egipcias y las asirias. Odaliscas, esclavas y vestales no prescindían de él.
Era, pues, un delito tan execrable entre los antiguos romanos éste, que enterraban vivas a las sacerdotisas vestales, convencidas de deshonestidad; y a las mujeres adúlteras, aunque las afligían lo bastante, con todo, no era con ningún género de muerte cruel, pero acostumbraban a castigar con más rigor a los que pecaban contra los sagrarios divinos, que no a los que manchaban los lechos humanos.
Mientras todo esto ocurría, el flamen de Quirino y las vírgenes vestales, sin pensar en sus propiedades particulares, deliberaban sobre cuáles de los objetos sagrados debían conservar con ellos y cuáles dejar atrás, pues no tenían bastantes fuerzas para llevarlas todas, y también sobre cuál sería el lugar más seguro para custodiarlas.
Después, volviéndose hacia el templo de Vesta, invocaron el vínculo de la hospitalidad que forjaron, con toda pureza y reverencia, con los flámines y las vestales.