turbulento

(redireccionado de turbulentas)
También se encuentra en: Sinónimos.

turbulento, a

(Del lat. turbulentus.)
1. adj. Que no tiene su transparencia natural por estar sucio o mezclado con una cosa no sé qué es ese líquido turbulento . turbio claro
2. Que está alborotado o confuso tiene las ideas turbulentas. turbio claro
3. Que suele provocar discusiones o disturbios un grupo de manifestantes turbulentos causaron graves daños. agitador
4. FÍSICA Se aplica al régimen de una corriente fluida cuya velocidad en cada punto varía de dirección o magnitud formando remolinos.

turbulento, -ta

 
adj. Turbio.
fig.Confuso, alborotado y desordenado.

turbulento, -ta

(tuɾβu'lento, -ta)
abreviación
1. fluido que se encuentra en estado de agitación unas aguas turbulentas
2. que tiene o se produce con agitación, desorden y disturbios En el congreso hubo jornadas turbulentas, de polémicas acaloradas.
Sinónimos

turbulento

, turbulenta
adjetivo
1 turbio.
Aplicados, generalmente, a líquidos.
2 revoltoso, alborotador.
Aplicados a personas, sus comportamientos o actitudes.
3 agitado, alborotado, tumultuoso, revuelto.
Por ejemplo: aguas turbulentas.
Traducciones

turbulento

turbulent, rough

turbulento

turbolento

turbulento

turbulente

turbulento

湍流

turbulento

湍流

turbulento

turbulent

turbulento

turbulent

turbulento

ADJ
1. [río, aguas] → turbulent
2. [período] → troubled, turbulent; [reunión] → stormy
3. [carácter] → restless
Ejemplos ?
De repente el silencio se hizo terrible. Sólo el torrente rugió más fuerte como si sepultase eternamente mi pasado en medio del fragor de sus ondas turbulentas.
Toca al presidente de los Consejos de Estado y Ministerial manifestaros sus trabajos durante los últimos diez y ocho meses: si ellos no han correspondido a las esperanzas que debimos prometernos, han superado al menos los obstáculos que oponían a la marcha de la administración las circunstancias turbulentas de guerra exterior y convulsiones intestinas; males que, gracias a la Divina Providencia, han calmado a beneficio de la clemencia y de la paz.
Pero como al más cauto se la pegan, no pudo evitar que algunas indígenas excepciones, ambiciosas y turbulentas, le fueran seduciendo poco a poco, pintándole la belleza de sus vecinos: de los unos, porque eran rubios; de los otros, porque eran altos; de los de allá, porque eran gordos, y, lo que es más asombroso, haciéndole creer que él, que había nacido para ser moreno y refecho y muelle, podía llegar, con la costumbre, a ser rubio y estirado y activo.
Horas indefinibles, inmortales, de angustia tuya y de peligro mío, ¡Cómo volaron! Extranjera nave arrebatóme por el mar sañudo, cuyas oscuras turbulentas olas me apartan ya de playas españolas.
No sé; que el cielo encapotan Esas nubes cenicientas Que se arrastran turbulentas Por la atmósfera sutil; No sé....; mas siento que todos Los recuerdos de mi vida, En tropa descolorida Me asaltan de mil en mil.
De sus laderas manaban arroyuelos que se precipitaban, salvajes, sobre despeñaderos de incalculable profundidad. En sus turbulentas aguas se miraban miríadas de flores y árboles cargados de exótica elegancia.
El seco polvo que el sepulcro encierra beldad fué ayer y aun el amor lo abrasa. Las brisas turbulentas de la tierra, de la hierba los vástagos agitan; el soplo de Dios pasa, y tumbas y cadáveres palpitan!
¿Qué son, señor Cortina, esos gobiernos con sus mayorías legítimas, vencidas siempre por las minorías turbulentas, con sus ministros responsables que de nada responden, con sus reyes inviolables siempre violados?
Mas, en cambio, tiene afanes Y vigilias y zozobras Y lo roen las sospechas Y los celos lo devoran Y quien busca en él quietud Alienta esperanzas locas, Que es océano profundo Que da turbulentas ondas.
speras Asturias, que os alzais gallardas a la vera vera de la mar salada; olas turbulentas, férvidas resacas que azotáis sus rocas y laméis sus playas; bosques rumorosos, prados de esmeralda que sacude el viento y acaricia el aura; valles apacibles, rígidas montañas, pinos de sus cumbres, flores de sus faldas: desde las llanuras por el sol tostadas, de aridez cubiertas, de verdor escasas, donde Manzanares, entre arenas pardas, su raudal mezquino bebe a Guadarrama, peregrino errante vine a esta comarca, sin vigor, sin fuerza, sin quietud, sin calma.
Nació como el torrente, Rodó por larga y tenebrosa vía, Desde el mundo naciente al mundo viejo; Torció su curso un día, Y entre marciales himnos de victoria, ¡Desató sobre América cautiva Las turbulentas ondas de su gloria!
¡No hay esperanza ya!, la pobre nave como un cadáver mutilado flota amarrado al abismo con invisibles lazos. Las nubes, son las aves de rapiña que bajan turbulentas a devorar su carne a picotazos.