Ejemplos ?
SEGUNDO DÍA.- Al amanecer mataban al coche, le ponían una piedra en la boca y lo “quemaban” con hoja de caña (broza) u hoja de coco; los expertos peladores raspaban el cuerpo del animal con mucha destreza, ayudados por el agua fría, lo dejaban libre de pelos, luego lo partían por el vientre y le extraían las viseras, para eso ya los “shingos” (gallinazos) daban vueltas en el cielo esperando su oportunidad para comer algo y en el suelo los niños daban vuelta alrededor del coche esperando el copocho (vejiga) para inflarlo con un tubito de hoja de igrilla y jugar un ardoroso partido de fulbito hasta que se rompa en las espinas o un hambriento perro les arrebate y se lo coma.
Se compone de un tubito (el catéter en si) y de un reservorio de titanio con silicona, que se palpa bajo la piel y que es lo que se pincha con unas agujas especiales, acodadas llamadas Hubber.
Consta de un tubo de unos 8 mm de diámetro y unos 4 cm de longitud en el que se desliza una mecha bastante larga; adosado a su costado lleva otro tubito que contiene una piedra de encendedor y un muelle que la mantiene contra una rueda abrasiva: las chispas producidas por la piedra encienden la mecha.
La Luna se aleja y los días y los meses lunares se alargan. En el dibujo de la derecha tenemos una masa que gira, tenida por un hilo de masa despreciable que pasa por un tubito fino.
Luego, se le coloca un tubito (cánula) de cristal para que salga por él la saliva en el momento en que se activa la glándula salivar.
Los animales no pueden tomar el agua del agujero angosto en el medio del tronco. Los indígenas chupan el agua con un tubito. Argentina, Brasil, Bolivia y Paraguay.
Por el material con que se confeccionan distinguimos entre bordado en blanco sobre piezas de color, a canutillo formando un tubito de hilo que se cose al tejido, bordado de perlas y lentejuelas, de cordoncillo, etc.
El vestido, un chaparro de membrillo, un tubito de carrizo, una máscara, un ticket que sirve para indicar la cancelación de la tasa correspondiente ante la alcaldía para ser autorizado a usar el disfraz, una bandera amarilla y una muestra literaria.
Es un tubito coniforme que cubre el extremo distal del mango y que remata en una argolla donde se prende, mediante una presilla, la trenza o azotera.
La madre salió entonces, llevando el niño de la mano; el pequeño hubo de dejar el tubito de arcilla y las pompas de jabón; había salido el cometa.
Si hubiéramos tocado el peñasco el barco estaría inclinándose a un costado. La observación del señor Tubito era razonable. La gente alarmada por el tremendo silencio mecánico abandonaba apresuradamente los camarotes.
Quien estaba despertándome era el médico. Lo acompañaban el señor X, agregado comercial a la embajada del Japón, el señor Tubito y el traficante de alcaloides.