torturador

(redireccionado de torturadora)

torturador, a

adj./ s. Que tortura nunca olvidaré el rostro de mi torturador. torturante

torturador, -ra

 
adj. Que tortura.

torturador, -ra

(toɾtuɾa'ðoɾ, -ɾa)
abreviación
que castiga física o psíquicamente un dolor torturador

torturador, -ra


sustantivo masculino-femenino
persona o cosa que castiga física o psíquicamente Los torturadores no lograron hacerlo confesar.
Traducciones

torturador

seviziatore
Ejemplos ?
En dialecto vizcaíno «trabajo» es beharra, vocablo que no indica ninguna actividad penosa ni torturadora, como sugiere la etimología latina de la voz castellana.
Le siguieron dos secuelas más: Ilsa, la hiena del harén basada en una torturadora imaginaria en un emirato del petróleo imaginario, e Ilsa, la tigresa de Siberia calificada esta última como la mejor de las tres por algunas votaciones Online.
Lettre ou pas lettre Le Gégèneur (2007) ISBN 978-2-917343-00-5 Le Gauche ou le Droit (2008) ISBN 978-2-917343-01-2 Pièces pour bouffons (2008) La Torturadora y Tres obras de bufones (2009)
Se une al Queen's Blade para vengarse de todos los que alguna vez la humillaron en el pasado en especial de Elina Vance su antigua torturadora.
El último miembro en formar parte de su partida es un tal Cañueto, que entra a formar parte de ella tras protagonizar un extraño incidente en un pueblo de La Cabrera en el que da muerte de una manera salvaje y torturadora a dos personas a las que acusa de confidentes.
En un principio, generó críticas bastante positivas; Allmusic calificó que el álbum «contiene todo lo que se espera de estos chicos; como riffs de guitarra que armonizan el álbum, un fondo de maldad y humor por las voces, alternándose con un alza torturadora, con tal de narrar una historia...
O quizás fue realmente una torturadora y asesina en serie amparada en su estatus, que sólo se perdió cuando por falta de nuevas víctimas entre la plebe recurrió a las hijas que formaban parte de la nobleza menor.
Gustábale, eso sí; gustábale para la charla y el devaneo, para la somera intriga amorosa, para la superficie y la película del sentimiento, que ni sentimiento llega a ser, bien mirado; pero había momentos en que, a aquella mujer que le gustaba, creía Cayo detestarla con todo su corazón, y de buen grado le diría la frase del hierro al imán: «Te odio más que a cosa alguna, porque atraes y no eres capaz de sujetar.» La tristeza y la preocupación que algunos más observadores notaban en Cayo no tenían otro origen sino esta idea, que, en vez de borrarse se alzaba de relieve, a cada día más importuna, más tenaz, más torturadora.
Para cuando se da cuenta, Luffy llega al tercer nivel, pero Magellan lo pone a prueba con la bestia torturadora más salvaje: el minotauro.
En realidad iba a ser el episodio que ahora ocupa el lugar de "Perturbación de Stefano". La segunda temporada es la que se llamó "La más torturadora".