tortuoso

(redireccionado de tortuosa)
También se encuentra en: Sinónimos.
Búsquedas relacionadas con tortuosa: Tortosa

tortuoso, a

(Del lat. tortuosus .)
1. adj. Se aplica al camino que tiene vueltas y rodeos subimos a la ermita siguiendo una carretera tortuosa. zigzagueante recto
2. Se refiere a la persona que usa métodos indirectos u ocultos para conseguir su objetivo y a su comportamiento es una persona tortuosa que planea con frialdad lo que quiere hacer. sinuoso, taimado sencillo
Gran Diccionario de la Lengua Española © 2016 Larousse Editorial, S.L.

tortuoso, -sa

 
adj. Que tiene vueltas y rodeos.
fig.Solapado, cauteloso.
Diccionario Enciclopédico Vox 1. © 2009 Larousse Editorial, S.L.

tortuoso, -sa

(toɾ'twoso, -sa)
abreviación
1. recto que tiene vueltas y rodeos en varias direcciones un camino tortuoso
2. sencillo que es poco claro y oculta sus intenciones Me provoca desconfianza su modo tortuoso de pensar.
Kernerman English Multilingual Dictionary © 2006-2013 K Dictionaries Ltd.
Sinónimos

tortuoso

, tortuosa
adjetivo
1 torcido, quebrado*, accidentado*, abrupto, sinuoso. recto.
Se aplican, generalmente, a un camino o vía semejante.
2 astuto, taimado, solapado, cauteloso. sincero, claro.
Referidos a personas, su conducta, procedimientos, etc.
Diccionario Manual de Sinónimos y Antónimos Vox © 2016 Larousse Editorial, S.L.
Traducciones

tortuoso

winding, tortuous

tortuoso

tortueuses

tortuoso

tortuoso

tortuoso

曲折

tortuoso

曲折

tortuoso

고통스러운

tortuoso

เงี้ยว

tortuoso

ADJ
1. [camino] → winding, full of twists and turns
2. [conducta] → devious
Collins Spanish Dictionary - Complete and Unabridged 8th Edition 2005 © William Collins Sons & Co. Ltd. 1971, 1988 © HarperCollins Publishers 1992, 1993, 1996, 1997, 2000, 2003, 2005

tortuoso-a

a. tortuous, twisted.
Spanish-English Medical Dictionary © Farlex 2012
Ejemplos ?
Eugenia fue a ponerse su sombrero de paja forrado de tafetán color rosa, y padre e hija bajaron por la tortuosa calle hasta la plaza.
Al día siguiente, al amanecer, me ataron a la muela mayor, tapáronme los ojos y empece a dar vueltas por una estrecha y tortuosa ranura.
12 El rompe la mar con su poder, Y con su entendimiento hiere la hinchazón suya. 13 Su espíritu adornó los cielos; Su mano crió la serpiente tortuosa.
El héroe, afligido en su corazón, saltaba; pero el río, siguiéndole con la rápida y tortuosa corriente, le cansaba las rodillas y le robaba el suelo allí donde ponía los pies.
Embozado en la misma capa que ya advertí yo entonces, pareció surgir de bajo tierra y, dándome la espalda, echó a andar a buen paso por la estrecha acera de una calleja tortuosa.
DIECISEIS Aislado en mi tortuosa inercia, solo en mi lecho de anticuadas rosas, me aborda el sentimiento de tu ausencia a plena noche y quedo hecho una estatua que suspira, doblegado ante ti, que estás ya en otro sexo repitiendo estribillos sin recuerdos.
Aunque Balder tenía por hábito analizar cuanto suceso se ponía al alcance de su inteligencia, en el caso de Irene una pasividad tortuosa, escondida, lo apartaba de inquirir qué causas lo inhibían para acercarse a ella.
¿Por ventura debía confiar a un niño la dirección de la guerra y la defensa de sus muros ni ir a tentar la fe tirrena ni a perturbar pueblos sosegados? ¿Cuál dios, cuál fiero influjo de mi poder le ha empeñado en esa tortuosa senda?
Subía aprisa don Félix y con pasos desiguales por la tortuosa vereda que lleva fuera del valle; y lentamente cruzaba Aurora la opuesta parte por la olorosa pradera de que es su casa el remate.
Las crines tenía asidas el soldado y el pie cerca del estribo, cuando a ellos vio con extraña sorpresa, venir un hombre en un potro desbocado por la cuesta, y a pique de despeñarse por la tortuosa vereda.
Cuando Eugenia bajaba la tortuosa calle para ir a misa o a las vísperas, acompañada de Nanón, todos los vecinos se asomaban a las ventanas para examinar con curiosidad la actitud de la rica heredera y su rostro que denotaba una melancolía y bondad angelicales.
En una tortuosa callejuela, entre varias míseras casuchas, se alzaba una de paredes entramadas, alta y desvencijada. Vivían en ella gente muy pobre; y lo más mísero de todo era la buhardilla, en cuya ventanuco colgaba, a la luz del sol, una vieja jaula abollada que ni siquiera tenía bebedero; en su lugar había un gollete de botella puesto del revés, tapado por debajo con un tapón de corcho y lleno de agua.