tertuliano


También se encuentra en: Sinónimos.

tertuliano, a

adj./ s. Que toma parte en una tertulia los tertulianos se enzarzaron en una absurda polémica política. contertulio
NOTA: También se escribe: tertulio, tertuliante

tertuliano, -na

 
adj.-s. Díc. del que concurre a una tertulia.
Sinónimos

tertuliano

, tertuliana
adjetivo y sustantivo
Traducciones

Tertuliano

SMTertullian

tertuliano

/a SM/F
1. (= contertulio) → member of a social gathering
2. (Radio, TV) → talk show guest
Ejemplos ?
Era un sueño, pero la voz del clérigo sonaba todavía en mi oído: «No busquéis vuestra cita en Tertuliano; se encuentra en el capítulo octavo de las Confesiones de San Agustín».
Jamás se logrará persuadir a un hombre de sano entendimiento que la Iglesia llegara a promulgar tantas leyes sobre la santidad y firmeza del matrimonio(31), sobre los matrimonios entre esclavos y libres(32), con una facultad otorgada por los emperadores romanos, enemigos máximos del cristianismo, cuyo supremo anhelo no fue otro que el de aplastar con la violencia y la muerte la naciente religión de Cristo; sobre todo cuando el derecho emanado de la Iglesia se apartaba del derecho civil, hasta el punto de que Ignacio Mártir(33), Justino(34), Atenágoras(35) y Tertuliano(36) condenaban públicamente como injustos y adulterinos algunos matrimonios que, por el contrario, amparaban las leyes imperiales.
Depósitos de piedad llama Tertuliano a estas ofertas, hechas espontáneamente por los fieles en cada reunión, porque se empleaban en alimentar y sepultar a los pobres, y en auxiliar a los niños y niñas huérfanos, así como a los ancianos y a los náufragos Apolog.
Del mismo modo alababa públicamente Tertuliano a los cristianos, porque eran, entre todos, los mejores y más seguros amigos del imperio: «El cristiano no es enemigo de nadie, ni del emperador, a quien, sabiendo que está constituido por Dios, debe amar, respetar, honrar y querer que se salve con todo el Imperio romano»(22).
San Agustín, Epist. 105 2,9: PL 33,399. 27. 1 Pe 2,16. 28. Jn 8,34. 29. Jn 7,32. 30. Tertuliano, Apologeticum 37: PL 1,462. 31. Hech 20,28
¡Marica! ¡Tertuliano de monjas! ¡No me moriré yo sin que me pague esta mala partida que me ha jugado hoy, al dejarme en poder de mis enemigos!
Acepta el autor de la tesis que el cristianismo mejoró en mucho la condición de la mujer, á pesar de que, en los primeros siglos, no fueron muy liberales para con ella los Padres de la Iglesia; y entre otras citas exhibe la autoridad de Tertuliano, que llamó á la mujer pmrta del infierno.
Puso con peregrina erudición notas, escolios, comentos, y correcciones á Julio Cesar en sus Comentarios; á Crispo Salustio; á Pompeyo Festo de Verborum significatione; á Pomponió Mela; á Plinio el mayor; á M. Terencio Varron; á Séneca; á Arnobio adversus Gentes; á Minucio Félix; á Juan Casiano; á Tertuliano; á S.
Es de saber que el señor Boina era el más desgraciado mortal del mundo cuando le faltaba un tertuliano; y hubo de observar con disgusto que alguno de ellos no parecía en tres o cuatro días por la tertulia.
Esta explicación la daba con aire gazmoño y voz contrita el joven abogado Martín Gómez Canido, el tertuliano de aspecto más modesto y formal, y en el fondo el más terrible guasón de cuantos mareaban al patriarca.
Cuando el padre se encontraba enfrascado en su santa faena, haciendo repetir al moribundo los actos de fe, llamóle precipitadamente a la antesala un tertuliano de los más fieles de don Juan, que venía afligidísimo, pues a vueltas de diabluras y judiadas habían llegado todos a cobrar al patriarca un apego y cariño piadoso.
-Se nos va por la posta -dijo el tertuliano, que no era sino Mosquera-. Tememos que no pase de esta noche; y mire usted, padre, por más raro que a usted le parezca, nos encontramos con que no hay medio de meterle en la cabeza que debe confesarse.