termófilo

(redireccionado de termófilas)

termófilo, a

(Del gr. thermos, caliente + philos, amigo.)
1. adj. BIOLOGÍA Se aplica al organismo que necesita temperaturas elevadas para desarrollarse.
2. BIOLOGÍA Se refiere al microorganismo cuya temperatura óptima es superior a los 450C.

termófilo, -la

 
adj. biol. Díc. del organismo que para su normal desarrollo requiere temperaturas elevadas.
biol. Díc. del microorganismo que para un óptimo desarrollo necesita temperaturas superiores a los 45 ºC.
Ejemplos ?
La vegetación es la propia de un clima mediterráneo con sequías rigurosas, semiarido, con temperaturas elevadas y escasas precipitaciones es de tipo estepario: Plantas xerófilas y termófilas.
Las bacterias termófilas e hipertermófilas suelen tener algunas características comunes como la respiración anaerobia, la reducción de sulfatos o sulfuros y la mayoría son bacterias Gram negativas por su doble membrana.
Las especies leñosas son preferiblemente termófilas, muchas herbáceas son de regiones templadas y frías, si bien están también representadas en los trópicos.
Esto recibe el nombre de daño indirecto al ADN.:: La radiación ionizante, como la que causa la desintegración radiactiva o la de los rayos cósmicos, provoca roturas en las cadenas de ADN.:: La disrupción térmica a temperaturas elevadas aumenta la velocidad de la despurinización (pérdida de bases de purina del «tronco» del ADN) y las roturas de cadenas sencillas. Por ejemplo, se observa despurinización hidrolítica en los bacteria termófilas, que viven en aguas termales a 85 a 250 ° C.
En los quesos que se calientan a temperaturas superiores se emplean bacterias termófilas, capaces de sobrevivir a ellas, como las Lactobacillus o Streptococcus.
A este nivel las especies más termófilas desaparecen por el efecto de las heladas y los bosques son más homogéneos y con menor diversidad florística.
Las termófilas crecen mejor a temperaturas mayores de 45 °C, en lugares como las aguas termales; los hipertermófilas crecen óptimamente a temperaturas superiores a 80 °C.
La península ibérica, situada en una importante vía de paso entre África y Europa, se vio enriquecida con la llegada, según cambiaba el clima, de plantas esteparias, termófilas, xerófilas, orófilas, boreo-alpinas, etc., muchas de las cuales lograron mantenerse después, gracias a la diversidad de medios que existen en las cadenas montañosas, que les permiten subir en altitud si el clima se va haciendo más cálido, o descender si se vuelve más frío.
Las enzimas de estas arqueas termófilas también tienden a ser muy estables en solventes orgánicos, por lo que pueden utilizarse en una amplia gama de procesos respetuosos con el medio ambiente para la síntesis de compuestos orgánicos.
A pyrophilus puede incluso crecer anaeróbicamente reduciendo nitrógeno en vez de oxígeno. Como otras bacterias termófilas, Aquifex tiene aplicaciones importantes en procesos industriales.
También se ha propuesto el nuevo filo Korarchaeota, que contiene un número reducido de inusuales especies termófilas que comparten rasgos de los dos filos principales, pero que son más cercanas a los Crenarchaeota.
La versión de Gold de esta teoría se basa en parte en la existencia de una biosfera compuesta de bacterias termófilas en la corteza terrestre, lo cual podría explicar la existencia de ciertos biomarcadores (marcadores genéticos) en el petróleo extraído.