tentador

(redireccionado de tentadoras)
También se encuentra en: Sinónimos.

tentador, a

1. adj./ s. Que tienta. apetecible
2. Que hace caer en la tentación te haré una oferta de trabajo muy tentadora. seductor
3. s. m. Apelativo con que se designa al diablo. belcebú, maligno
4. s. TAUROMAQUIA Persona que pica las reses vacunas en la tienta.

tentador, -ra

 
adj.-s. Que tienta o hace caer en la tentación.

tentador, -ra

(tenta'ðoɾ, -'ɾa)
abreviación
que resulta atractivo o induce a una acción Recibí una tentadora oferta de trabajo.
Sinónimos

tentador

, tentadora
adjetivo
deseable*, apetecible, incitador, seductor, sugestivo, sugerente, irresistible.
Tratándose, generalmente, de cosas: una oferta tentadora.
Traducciones

tentador

مُغْرٍ

tentador

lákavý

tentador

fristende

tentador

houkutteleva

tentador

tentant

tentador

primamljiv

tentador

誘惑する

tentador

유혹하는

tentador

verleidelijk

tentador

fristende

tentador

kuszący

tentador

tentador

tentador

frestande

tentador

ล่อใจ

tentador

mang tính cám dỗ

tentador

诱惑人的, 诱人

tentador

誘人

tentador

A. ADJtempting
B. SM/Ftempter/temptress
Ejemplos ?
Por cierto que algunas se han arrepentido todavía bellas y tentadoras, olvidando que basta un punto de contricción al sentir cercana la vejez.
(6) En vano á los placeres avarientos Nos lanzamos do quier, y órgias sonoras Estremecen los ricos aposentos Y fantásticas danzas tentadoras; Porque antes y despues caminan lentos Los turbios dias y las lentas horas Sin que alguna ilusion de breve instante Del alma el sueño fugitiva encante.
Mas un día supe que por la noche había una serenata. Más aún: uno de mis amigos, tan joven como yo, asistiría a la fiesta, cuyos encantos me pintaba con las más tentadoras palabras.
Rosario, que había nacido para ser buena y que no lograba arrancarse del corazón la imagen del único hombre amado, refugióse en brazos de su madre a llorar sus amarguras, y cada vez que algún rondador empezaba a zumbarle en los oídos promesas tentadoras y acariciadores propósitos, revolvíase iracunda y desdeñosa, y respondíale de modo tal que no quedábanle ganas a ninguno de sus pretendientes de volver con el recado.
Hablas de mí de tal modo que si de mí piensa hoy como tú mi patria, voy tal vez a atreverme a todo. Si de tu carta supieras cómo obran en mí a estas horas las palabras tentadoras, lo que escribes no escribieras.
Y aunque el alma atónita se queda con las venustidades tentadoras a las que dan el fruto de su industria los gusanos de seda, quiere mejor santificar las horas quedándose a dormir en la almohada de tus brazos sedeños para ver, en la noche ilusionada, la escala de Jacob llena de ensueños.
Y a querer también, hubiera podido vengarse Rosario de su marido, que como dueña y señora que era de su cuerpo gentil y lleno de tentadoras arrogancias, de ojos oscuros, grandes y acariciadores; de pelo rubio y abundantísimo, de tez ligeramente atezada y, además, de una cara llena de ángel y de rocío, de una voz grata y rítmica, fueron muchos y de los de más cartel los mozos del barrio que habíanse dedicado a cimbelearla sin lograr elevar sus pendones en la inexpugnable fortaleza.
¿Será la tierra recostada siempre en su matriarca lecho abriendo sirenas con sus tentadoras piernas para asegurar cautivos que la florezcan en la total oscuridad de los suspiros...?
Por todas partes se sucedían las tentadoras proposiciones y por todas también se multiplicaban las honrosas repulsas de mexicanos dignos que preferían la oscuridad, la miseria o el ostracismo, al brillo y la opulencia comprados al precio de su conciencia y de su patriotismo.
Nunca habíamos trabajado juntas porque las ofertas no habían sido tentadoras, pero cuando un guion tan divertido y original te llega, sabes que ha llegado el momento".
El Salvador aún conserva algunos beneficios de los campamentos mineros, como por ejemplo los trabajadores y sus familias no pagan luz, agua ni arriendo, conforme a los convenios entre los trabajadores y Codelco, esto ha llevado a que Codelco tienda a la externalización de sus operaciones con tentadoras ofertas para la desvinculación de sus trabajadores de planta.
Posteriormente se les proveyó de indumentaria no deportiva. Cuando esto empezó a ser poco, se recurrió a proposiciones más sustanciales, como es el caso de tentadoras ofertas de empleo.