tecno...

Traducciones

tecno...

PREFtechno....
Ejemplos ?
Sus aires de primitividad, eso que falta a las “ letras ” tecno-progresistas; su picardía “ naive ”, de la cual carecen quienes escriben vulgaridades poematizadas; su resemantización del humorismo alburero; sus golpes de efectos retozantes que nos hacen sonreír y proyectarnos en nuestra propia experiencia; pero sobre todo, su eterno regoce en el espléndido mecanismo sensual que nos volcaniza hacia la plenitud del orgón y sus estallidos, son algunos de los rasgos que caracterizan a estos poemas cantarinos, la mayoría de extensión breve y que en su lirismo nunca lloran, ni siquiera en el a veces sin querer de Darío.
Luego vendrían altos y bajos en la carrera de González, con discos arriesgados que no tuvieron buena acogida del público — El futuro se fue (1994) y Mi destino (1999)—, y el proyecto experimental Gonzalo Martínez y sus congas pensantes (1997), un álbum de tecno-cumbias editado en dupla con Martín Schopf (Dandy Jack) que fue destrozado por la crítica en Chile, pero que en Europa fue elogiado en el circuito underground.
El aria fue cubierta por el cantante de pop ruso Vitas sobre una partitura tecno intensamente orquestada y lanzada como un vídeo musical en 2006.
El álbum lo definió la propia cantante como una recopilación de los últimos cien años en la evolución de la música, en donde une diferentes estilos musicales como el pop, funk, jazz, house, tecno, dance, folklore y raíces latinas.
A lo largo de estas últimas tres décadas, Erasure, sigue siendo el exponente más fiel de una tendencia musical (Synth Pop, tecno pop, Electro Pop) convertida en un número permanente en la escena musical del Pop más clásico y elegante; logrando escalar a lo largo de su carrera a lo más alto del Pop mundial, donde junto con bandas como ABBA, Pet Shop Boys y A-ha son sin duda sus mejores y más exitosos exponentes.
El gobierno considera la ciencia y la tecnología vitales para alcanzar sus metas económicas y políticas e incluso son fuente de orgullo nacional a menudo descrito como «tecno-nacionalismo».
El 15 de septiembre de 1986 lanzaron su segunda producción, Pateando piedras. El grupo pasó del sonido simple de guitarra, bajo y batería de su disco predecesor al tecno.
En 1985, Jorge y Miguel fueron influenciados por artistas tecno como Depeche Mode, Ultravox, Thomas Dolby, Heaven 17, y también de grupos de new wave como The Cure, o de indie rock como The Smiths y Aztec Camera, enlace irrecuperable lo cual se vio reflejado en la utilización masiva de teclados, sintetizadores, y batería eléctrica en Pateando piedras y que explotó más adelante en Corazones, siendo estos dos álbumes propiamente tecno.
El disco estaba alejado del sonido que caracterizaba al trío, por lo que fue recibido por los fans con extrañeza y de forma negativa por la crítica, catalogándolo como un álbum «tecno», a pesar que habían temas que contaban con guitarras y habían otros estilos como el funk.
Sin embargo, Carlos Fonseca no se sentía a gusto con el nuevo rumbo que estaba tomando la banda, por ejemplo, al querer incluir un coro femenino, la incorporación de Cecilia Aguayo (que ni siquiera era músico) o la manera que se organizaron para actuar las dos noches en el Festival de Viña (una noche de rock y la otra de tecno), por lo que, al día siguiente de la presentación de Los Prisioneros en el certamen viñamarino, dejó de representarlos.
El sonido de The Buggles se caracterizó por un deliberado sonido tecno, electrónico y pop en consonancia con una temática fuertemente tecnológica y futurista de sus canciones, planteando al mismo tiempo una crítica soslayada a la modernidad, lo artificioso y falso del mercado musical, además de la industrialización y manipulación de las masas mediante la publicidad, como un factor de deshumanización y la nostalgía a la simplicidad de los tiempos pasados.
Una buena parte de sus sonidos, que no fueron patentados, han sido utilizados en numerosísimos temas posteriores, y sus canciones han sido versionadas más que las de cualquier otro grupo tecno (caso extrañísimo en el género, que suele basarse en gran medida en versiones de temas de rock & roll, pop, jazz..., pero raras veces tecno o dance).