tartufo


También se encuentra en: Sinónimos.

tartufo

s. m. coloquial Persona hipócrita.

tartufo

(taɾ'tufo)
sustantivo masculino
persona que es hipócrita No te fíes de él, es un tartufo.
Sinónimos

tartufo

Traducciones

tartufo

hypocrite

tartufo

fariseo, tartufo

tartufo

tartuffe
Ejemplos ?
1994 - Eles, elas e nós, con el grupo Te Atropelo Meu Bem, dirección de Antônio Breves 1999 - Tiro de Misericórdia, dirección de Marcelo Beauclair y Leandra Leal 2001/2002 - Esquete Alice, de Leandra Leal y Bianca Gismonti 2002 - Se Correr o Bicho Pega, Se Ficar o Bicho Come, de Oduvaldo Vianna Filho y Ferreira Gullar, dirección de António Pedro – CETE 2003/2004 - Tartufo...
Estos amari suelen tomarse como aperitivo más que como digestivo. Un ejemplo es el Cynar. Tartufo: elaborados con trufa negra y embotellados con un 30% de alcohol.
En 1668 creó dos obras con aparatos: Anfitrión (Amphitryon) y Georges Dandin, así como El avaro (L'Avare). Se levantó la prohibición sobre el Tartufo en 1669 y la obra alcanzó un enorme éxito.
Fama, el musical (2006-2008) con Dafne Fernández - Srta. Bell Tartufo (2011) con Nathalie Seseña, dirigida por Hernan Gené, en la que interpreta dos personajes muy opuestos.
Además de participar en el montaje del clásico de Pedro Antonio Nacional Se correr o bicho pega, se ficar o bicho come, Tartufo, dirigida por Tonio Carvalho y Simpatía, dirigida por Renata Melo.
Por esos años Marco Martínez da sus pasos en el teatro con obras como El tartufo o Bragas y Gallumbos, avanzando su carrera cinematográfica con dos títulos: Princesas, en la que interpreta a un adolescente cuyos amigos contratan los servicios de una prostituta mientras convalece en un hospital, y El Calentito, donde se pone en la piel de Nacho, un adolescente ultraderechista que desaprueba la conducta de su hermana mayor, Sara (Verónica Sánchez), quien se desprende de la autoridad materna para imbuirse en la movida madrileña en pleno 23F.
Murnau realizará varias obras más, siempre con una gran calidad técnica, en años sucesivos, como las adaptaciones de Fausto y del Tartufo de Molière, para terminar aceptando un tentador contrato en Hollywood, donde ganará un Oscar y fallecerá en un accidente de tráfico en 1931.
Antes que Los menestrales, Trigueros ya había compuesto varias obras teatrales: las tragedias Las Baccanales o Ciane de Syracusa y El Viting, de 1767; Egilona y El Cerco de Tarifa, ambas de 1768, y las comedias El tacaño, de 1763, por otro título Duendes hay, señor Don Gil, y Juan de Buen Alma, o El gazmoño, de 1768, adaptación de El Tartufo de Molière delatada a la Inquisición por su sátira de la hipocresía religiosa.
Molière publicó sus comedias en Francia. Tartufo (1664) fue duramente atacada y el escritor tuvo que defenderse argumentando que «la utilidad de la comedia reside en que corrige los vicios de los hombres».
El misántropo 1666 introduce un nuevo tipo de necio, un hombre de elevados principios morales que critica constantemente la debilidad y estulticia de los demás y, sin embargo, es incapaz de ver los defectos de Célimène, la muchacha de la que se ha enamorado y que encarna a esa sociedad que él condena. Trató entonces de volver a representar Tartufo con otro título, pero al día siguiente se prohibió la obra.
La obra constituye una gran sátira de los valores materialistas de la época y, como tal, fue acusada de impía y vulgar. En Tartufo (1664) Molière creó uno de sus personajes cómicos más famosos, el del hipócrita religioso.
En 1664 se nombró responsable de las diversiones de la corte a Molière, puso en marcha Los placeres de la Isla encantada y representó La princesa de Élide (La Princesse d'Élide), en donde mezclaba texto, música y danza, y recurría a máquinas sofisticadas. Ese mismo año Molière creó el Tartufo (Tartuffe), en la que denunciaba la hipocresía religiosa.