tarambana


También se encuentra en: Sinónimos.

tarambana

adj./ s. m. y f. Que tiene poco juicio o formalidad sigue siendo igual de tarambana que en su juventud.
NOTA: También se escribe: tarambanas

tarambana

 
adj.-com. fam.Díc. de la persona alocada, de poco asiento y juicio.

tarambana

(taɾam'bana)
sustantivo
persona que muestra poco juicio en sus acciones Eres un tarambana si le dijiste eso a tu profesor.

tarambana


abreviación
persona que muestra poco juicio en sus acciones un joven tarambana
Sinónimos

tarambana

Traducciones

tarambana

døgenikt

tarambana

SMF tarambanas SMF INV
1. (= casquivano) → harebrained person; (= estrafalario) → crackpot; (= no fiable) → fly-by-night
2. (= parlanchín) → chatterbox
Ejemplos ?
Andreu - Albert Ribalta: es el novio de Esther. Un papanatas, un tarambana y a la vez, un hombre dócil y paciente con apariencia de leñador.
Charles es un tarambana que mantiene una relación sentimental con una mujer casada, y ha venido a casa de su tío, aunque mandando por el padre, pensando en abrirse camino.
Este no logra sostener la tensión dramática ni por otra parte evitar los lugares comunes, y cae en estereotipos: padre y marido rígidos, nieta enamorada de un muchacho del bando opuesto, hermano tarambana pero de buen corazón, mujer rebelde frente a un marido conservador, las disputas y las reconciliaciones familiares, y la incapacidad de las Naciones Unidas para solucionar un enredo político y burocrático que somete a una familia.
Balerma: Virgen del Carmen (16 de julio) y Virgen de las Mercedes (15 de agosto). Guardias Viejas: Santiago Apóstol (25 de julio). Tarambana: Santa Ana (26 de julio).
AL-3303 (Santa María del Águila-Pampanico). AL-400 (El Ejido-Pampanico). AL-4300 (Tarambana-Balerma-Balanegra). AL-4301 (Paraje Cuatro Vientos-Guardias Viejas).
De repente, un individuo que pasaba por la puerta del templo le arrebató el platillo, guardose las monedas, y sin hacer caso de las protestas y gritos del ciego, continuó de prisa su camino y perdiose en la lóbrega calle de Afligidos. El ladrón era el tarambana de Juanito.
Este se echó a tomar lenguas y sacó en limpio que Pacorro era un tarambana, sin más bienes raíces que los pelos de la cara, holgazán por añadidura y que traía al retortero a tres o cuatro prójimas; pues así apechugaba con el bizcocho como con el corbacho.
-Dile a ese tarambana que pase... Tal fue la orden de don Máximo de la Olmeda cuando le anunciaron a su sobrino, que regresaba del viaje por el extranjero, y venía a presentarle sus respetos, según carta recibida la víspera.
Y evitando separaciones matrimoniales o junteras más o menos consolidadas por los años; conjurando enganches entre los próceres de los de pelo en pecho; zurciendo rotos y recosiendo descosidos, vivía nuestro respetable anciano, cuando una mañana, en que repantigado en un viejo sillón de brazos, en la puerta de su casa, bañábase en sol, contemplando con melancólica complacencia cómo algunos rapaces encuerinos y churretosos, luciendo marcialmente vistosísimas gorras de papel y jinetes en cañas de escobas, simulaban una brillante carga de caballería. -Que Dios bendiga a usté, señor Pedro -díjole, acercándosele, Antoñuelo el Tarambana.
Entre humos inverosímiles alinea el cañaveral, con su apostura marcial y sus penachos de gloria, las armas de la victoria en un vivac imperial. Un arlequín tarambana, con un toc-toc insensato, el tonel de Fortunato bate en mi sien tarambana...
-¿Por la novia del Tarambana? -exclamó, mirando lleno de inquietud al Pelirrojo, el Moreno. -Por la misma, y lo más peor no es que él esté por ella una miajita ilusionao, sino que, según parece, a ella no le pone él tampoco la boca amarga, y pa mí que si el de Osuna no agüeca pronto el ala de aqui, va a tener tu compadre que tomar la mar de zarzaparrilla de Bristo.
-exclamó Antonio, clavándose los dientes en los labios y las uñas en la palma de la mano. -Eso precisamente -repúsole el viejo, no advirtiendo la borrasca que empezaba a relampaguearle en los ojos al Tarambana-.