tañer

(redireccionado de tañen)
También se encuentra en: Sinónimos.

tañer

(Del lat. tangere.)
1. v. tr. MÚSICA Tocar un instrumento musical de percusión o de cuerda.
2. Sonar las campanas las campanas de alguna iglesia tañen a lo lejos. tocar
3. Dar golpes ligeros y seguidos con los dedos sobre una cosa el que está tañendo en la mesa, que se esté quietecito . tabalear, repiquetear
NOTA: Conjugación: CONJ.: INDICATIVO: PRES.: taño, tañes, tañe, tañemos, tañéis, tañen. IMPERF.: tañía, tañías, tañía, tañíamos, tañíais, tañían. INDEF.: tañí, tañiste, tañó, tañimos, tañisteis, tañeron. FUT.: tañeré, tañerás, tañerá, tañeremos, tañeréis, tañerán. COND.: tañería, tañerías, tañería, tañeríamos, tañeríais, tañerían. SUBJUNTIVO: PRES.: taña, tañas, taña, tañamos, tañáis, tañan. IMPERF.: tañera o tañese, tañeras o tañeses, tañera o tañese, tañéramos o tañésemos, tañerais o tañeseis, tañeran o tañesen. FUT.: tañere, tañeres, tañere, tañéremos, tañereis, tañeren. IMPERATIVO: tañe, taña, tañamos, tañed, tañan. GERUNDIO: tañendo. PARTICIPIO: tañido.

tañer

 
tr. Tocar (hacer sonar).
Tabalear (golpear).
Modelo [13]. V. conjugación (cuadro).

tañer

(ta'ɲeɾ)
verbo transitivo-intransitivo
tocar un instrumento musical Tañen las campanas de la iglesia.
Sinónimos

tañer

transitivo
Traducciones

tañer

to toll, toll, ring

tañer

VT [+ instrumento de cuerda] → to play; [+ campana] → to ring
Ejemplos ?
Alfonso X el Sabio se refirió a los tunos como juglares, en su Código de las Siete Partidas al escribir: "Esos escolares que trovan y tañen instrumentos para haber mantenencia".
Los juglares eran unos personajes de humilde origen, cómicos ambulantes que se dedicaban, además, a ejercicios circenses, haciendo juegos malabares, actuando como volatines y saltimbanquis o como bufones que cuentan chistes o tañen instrumentos sencillos, o bailan y cantan representando piezas sencillas de mimo o títeres y, es lo que importa para la historia de la literatura, recitando versos que componían otros autores, llamados trovadores, bien en los lugares públicos (las plazas de los pueblos, sobre todo), bien en castillos de señores feudales por los cuales eran alojados; muchas veces se ayudaban con dibujos.
Algo de la tradición goliardesca perdura en la costumbre universitaria de crear cofradías llamadas tunas o estudiantinas que cantan y tañen instrumentos y componen canciones pícaras y pedigüeñas.
Tras el muchacho aparecen dos seres de apariencia divina, que le dicen: Se eleva sobre la palmera y asciende, rodeado de jóvenes y doncellas iridiscentes que entonan dulces cantos mientras tañen sus laúdes.