Ejemplos ?
Y viniendo él con la cruz y agua bendita, después de haber sobre él cantado, el señor mi amo, puestas las manos al cielo y los ojos que casi nada se le parecía sino un poco de blanco, comienza una oración no menos larga que devota, con la cual hizo llorar a toda la gente como suelen hazer en los sermones de Pasión, de predicador y auditorio devoto, suplicando a Nuestro Señor, pues no quería la muerte del pecador, sino su vida y arrepentimiento, que aquel encaminado por el demonio y persuadido de la muerte y pecado, le quisiese perdonar y dar vida y salud, para que se arrepintiese y confesase sus pecados.
Yo, suplicando a los que están bajo tierra que tengan indulgencia, puesto que soy forzada en esto, obedeceré a las autoridades.Pues hacer cosas desmesuradas no tiene inteligencia ninguna.
Ya pensaré, mujer; ya veremos más adelante. San Miguel empujaba a Eva para que no importunase mas al Amo; pero ella seguía suplicando: -Algo, Señor; dadles cualquier cosa.
Juzgaron de común acuerdo que debían permanecer en la orilla del mar, de día y de noche, por si acaso Dios les facilitara el medio de cruzarlo. Así lo hicieron, suplicando humildemente en sus oraciones a Dios (¡honrado y ensalzado sea!) que los guiase en su empresa.
Y con éstas damos término á estas deslavazadas líneas suplicando nos dispensen aquellos que por una omisión involuntaria no figuren en ellos.
Y si nosotros, obligados por el hambre y el frío de la noche, volvemos todavía a llamar, gritando y suplicando entre llantos por el amor de Dios, que nos abra y nos permita entrar, y él más enfurecido dice: "¡Vaya con estos pesados indeseables!
Que desde luego ratificaban sus promesas, que no faltarían a ellas, estando dispuestos a cuanto se les mandase en servicio del Rey, y bien común de ellos, y de los españoles, suplicando que por conclusión del Congreso se les hiciese una salva para manifestar todos su alegría y reconocimiento al Rey en aquel día que habían llegado al colmo de la confianza que les inspira el trato con los españoles por las continuadas pruebas que tienen de sus buenos corazones con o que teniendo su Señoría por concluido este acto...
Es digno de nuestra admiración que, suplicando este santo patriarca a Dios le concediese sucesión en su esposa...
lamento flébil su cantar semeja con que te lloran, cual te lloro yo. ¡Con cuán fervientes preces las leales siervas por tu alma suplicando están!
Sobre todo lo cual se ha ido actuando para ocurrir/incurrir a Vuestras Altezas con los autos como a nuestro Rey y Señor, suplicando el remedio que se sirviera de dar, para remediar tan graves daños.
Hoy, cumpliendo con dicha obligación, ejecuto el debido agasajo, suplicando a Vuestra Excelencia que acepte la enhorabuena del cargo que la suerte, haciendo justicia al mérito, ha querido que Vuestra Excelencia y los demás Excelentísimos Señores ocupen.
EL ECLIPSE Qué lástima me da ese hombre! Siempre parado silenciosamente en esa esquina suplicando una limosna o alguna ayuda... ¡Cómo duele!