san Columba

Columba, san (Colum)

 
(521-597) Monje irlandés, fundador y abad del monasterio de Iona (Escocia). Patrón de Irlanda y Escocia.
Ejemplos ?
El gobernante de ese país picto les dio alojo en Deir, catorce kilómetros al interior, donde establecieron un monasterio. Cuando San Columba volvió a Iona, dejó a Drostan allí como abad de la nueva fundación.
Se ha dicho que era la Brecbennoch de San Columba (gaélico moderno Breac Bannoch, 'en relieve cosa puntiaguda'), una insignia de guerra sagrada del ejército escocés, que se utilizaba para la asistencia del santo, pero ahora se piensa que no es el objeto mencionado en los registros históricos.
Fue significativo, ya que se dice que contuvo reliquias de San Columba, el santo más popular de la Escocia medieval, y se cree que llegó a ser la Brecbennoch de San Columba, una insignia sagrada de guerra del ejército escocés.
Los druidas irlandeses parecen haber tenido una tonsura peculiar. La palabra drui es usada siempre para traducir el latín magus y, en un pasaje, San Columba habla de Cristo como su druida.
Cuando san Columba tuvo problemas reiterados al construir la abadía de Iona original, mencionando interferencias del demonio, san oran se ofreció como sacrificio humano, y fue enterrado vivo.
En un día claro es posible ver hasta Irlanda del Norte. Cerca de la iglesia de San Columba se encuentra un pequeño oratotio con techo de piedra.
Durante el periodo de la gran hambruna irlandesa la población de Kells disminuyó un 38% según el récord del censo de 1841 a 1851. La Abadía de Kells, con su torre redonda, está asociada a San Columba y al Libro de Kells.
Santa Amaia San Columba de Iona (521-597) San Efrén de Siria (306-373), poeta persa San Diómedes de Nicea San Primo y san Feliciano, hermanos mártires San Maximiano de Siracusa San Ricardo de Andria (f.
Oswaldo, que se había reforzado con contingentes escoceses, se situó en una posición defensiva detrás del muro de Adriano, cuatro millas al norte de Hexham. Se dijo que la noche antes de la batalla, Oswaldo tuvo una visión en la que San Columba le anunciaba la victoria.
Los escotos de Dalriada se establecieron en las islas hacia el siglo VI, fue de corta duración su dominio, luego los pictos volvieron a recuperar el poder hasta la llegada de los normandos en en siglo IX. San Columba y sus compañeros recorrieron las islas introduciendo el cristianismo en ellas.
Estas capillas son conocidas como las "Capillas de las lenguas" y están dedicadas a San Óscar, patrón de Dinamarca, venerado como apóstol de los países escandinavos, San Bonifacio, apóstol de los alemanes, San Columba, patrona de Irlanda y Escocia, el Santísimo Salvador, dedicado a los inmigrantes del este, especialmente los de África y Asia, San Martín de Tours, patrono de los franceses, San Ambrosio, patrono de Italia y Santiago el Mayor, patrono de España.
La carta de Patricio deja claro que Ceretic era cristiano, y es probable que también lo fuera la mayoría de la élite gobernante de la región, al menos nominalmente. Un descendiente suyo, Riderch Hael es mencionado en Vida de San Columba escrita por Adomnán de Iona.