reptil

Búsquedas relacionadas con reptil: anfibio

reptil

(Del lat. reptile.)
1. adj./ s. m. ZOOLOGÍA Perteneciente a una clase de animales vertebrados, de piel seca y casi desprovista de glándulas, con escamas córneas, cráneo compacto, con o sin extremidades, ovíparos la mayoría, con respiración pulmonar y sangre fría, como las serpientes y los lagartos.
2. coloquial Persona vil y rastrera.
NOTA: También se escribe: réptil

reptil

(rep'til)
sustantivo
1. zoología animal vertebrado de sangre fía y reptantes Las culebras son reptiles.
2. persona mala y vil El muy reptil nos mintió.
Traducciones

reptil

Reptil

reptil

matelija

reptil

reptile

reptil

réptil

reptil

rettile

reptil

plaz

reptil

krybdyr

reptil

gmaz

reptil

爬虫類

reptil

파충류

reptil

reptiel

reptil

krypdyr

reptil

gad

reptil

reptil

reptil

สัตว์เลื้อยคลาน

reptil

loài bò sát

reptil

爬行動物

reptil

זוחל

reptil

A. ADJreptilian
B. SMreptile
Ejemplos ?
Cerca había una sombra de toro, una de tantas avanzadas del bosque contra el pampero, y a él se dirigió el reptil con su apéndice en alto.
iExtremeño, dejásteme verte desde este lobo, padecer, pelear por todos y pelear para que el inviduo sea un hombre, para que los señores sean hombres, para que todo el mundo sea un hombre, y para que hasta los animales sean hombres, el caballo, un hombre, el reptil, un hombre, el buitre, un hombre honesto, la mosca, un hombre, y el olivo, un hombre y hasta el ribazo, un hombre y el mismo cielo, todo un hombrecito!
El golpe fue tremendo. Cercenó no sólo la cabeza del reptil, sino los dos pies del muerto. La boa decapitada se retorció violentamente.
Pero "El Guarén", en vez de coger el reptil que su interlocutor le alargaba, dejó caer su manaza sobre el hombro del carretelero y le intimó.
Por momentos se oía el crujido que provocaba una ardilla al deslizarse sobre las hojas secas, o el roce de un reptil al deslizarse.
Si hubiese visto aquellos ojos negros, y fijos; aquella cabeza crinuda inclinada hacia él, aquella mano armada de cuchillo, y sentido aquella respiración entrecortada en cuyos hálitos silbaba el instinto como un reptil quemado a hierro, el brioso soldado hubiérase estremecido de pavura.
Prismáticas molicies, ostentosas y gigantescas moles, intentos piramidales que se rematan con lujosas quintas colgantes, enmarcan con sus aceros y sus cristales, con sus cementos y sus ladrillos forrados de brillos para el aire, la frigidez de su silueta; individualidades fálicas que se yerguen altaneras entre la colectividad matriarca y que perfilan, como grotescas venas egoístas, a las avenidas que se alargan envidiosas; que se cruzan y entrecruzan agresivas; que se enroscan ardidas de su condena reptil, para enmarañarse en incansable agitación perpetua de automóviles, camiones, motocicletas.
¿Por qué son hermosísimos los blancos recentales? ¿Por qué tan torvos y hórridos, por qué tan desleales la hiena y el reptil? ¿Por qué vivirá errático, sin nido, el necio cuco?
A cambio de un mordisco en una mano, diole el perro un zarpazo soberano, echóle el diente y el reptil arisco le atizó en el hocico el gran mordisco.
Mas dime, miserable criatura, Que acabas de salir de la basura, ¿Puedes negar que aún no hace cuatro días Que gustosa solías Como humilde reptil andar conmigo, Y yo te hacía honor en ser tu amigo?
Mas Filoctetes se hallaba, padeciendo terribles dolores, en la divina isla de Lemnos, donde lo dejaron los aqueos cuando fue mordido por ponzoñoso reptil.
Yo te veo, Señor, en el insecto que busca en la camelia nido y casa, con las galas de adorno tan perfecto que unas púrpura son, otras son gasa; y en el que enamorado de su pompa se contempla en la fuente bulliciosa, y en el que chupa almíbar con su trompa, y en el que se adormece en una rosa; y el que queda suspenso ante las ovas mecido en equilibrio con las alas, y al parecer les canta dulces trovas que solo entiendes tú que a ti te igualas; y en el reptil que turba linfas puras, que por su cauce nítido se alegra, y el que por las musgosas hendiduras asoma su cabeza verdinegra.