primoroso

(redireccionado de primorosos)
También se encuentra en: Sinónimos.

primoroso, a

1. adj. Que está hecho con primor, delicadeza y perfección presentó un trabajo primoroso. descuidado
2. Que hace las cosas con primor o perfección. esmerado
Gran Diccionario de la Lengua Española © 2016 Larousse Editorial, S.L.

primoroso, -sa

 
adj. Excelente, hecho con primor.
Diestro, hábil.
Diccionario Enciclopédico Vox 1. © 2009 Larousse Editorial, S.L.

primoroso, -sa

(pɾimo'ɾoso, -sa)
abreviación
1. que es bello y ha sido realizado con habilidad y cuidado una joya primorosa
2. persona que obra o habla con habilidad y cuidado un orfebre primoroso
Kernerman English Multilingual Dictionary © 2006-2013 K Dictionaries Ltd.
Sinónimos

primoroso

, primorosa
Diccionario Manual de Sinónimos y Antónimos Vox © 2016 Larousse Editorial, S.L.
Traducciones

primoroso

ADJ (= delicado) → exquisite, fine; (= esmerado) → neat, skilful, skillful (EEUU)
Collins Spanish Dictionary - Complete and Unabridged 8th Edition 2005 © William Collins Sons & Co. Ltd. 1971, 1988 © HarperCollins Publishers 1992, 1993, 1996, 1997, 2000, 2003, 2005
Ejemplos ?
¡que no me sea dado contemplar su desolada facha cuando se despierte y encuentre en lugar de los primorosos comensales media docena de gallinazos!
Hay quien dice que jamás ha sido tan refinada y tan adorable la parisiense como en tiempos de «la santa muselina»; es decir, desde 1830 á 1838, en que el velo simpatizó de lo lindo con el sombrero, y éste hizo también grandes migas con las gasas de Menfis, las batistas del Mogol, las muselinas de Colconda, los encajes de Malta, la batista «Manfrignense»—¡oh, Balzac!—, el tul, los encajes Chantilly, Inglaterra y Bruselas, á más de los festones de puntilla y los primorosos bordados que hacían del velillo un verdadero primor.
En un tordillo fogoso, de africana yegua parto, que de alba espuma salpica el pretal, el pecho y brazos, que desdeñoso la tierra hiere a compás con los cascos, que una purpúrea gualdrapa con primorosos recamos, de felpa y ante la silla, en el testero un penacho, la cabezada y rendaje de oro y seda roja, y lazos en el cordón y en las crines soberbio ostenta y ufano, a combatir con el toro sale aquel señor gallardo.
IV - Final En aquella galería, adornada de arabescos y follajes primorosos, con oro y esmaltes hechos, y cuya baranda rica daba hacia el jardín pequeño, en que el caballo de bronce estuvo por largo tiempo, sin más luz que la que esparce la luna en mitad del cielo, esperando a alguien la reina está turbada y con miedo.
Al hombre, más débil y más inerme que el cordero, el espíritu, convertido en herrero y en pirotécnico, le ha dado armas y fuerzas mil veces mayores que las del león; al hombre, más desnudo que el perro chino, el espíritu convertido en tejedor, en sastre, en zapatero y en sombrerero, le ha vestido más primorosos trajes que al pavón...
Sus primorosos colores y su fragancia exquisita pag.216 vergüenza son de las flores que aquellos alrededores dan entre yerba marchita.
Había vuelto la espalda a Dios y dádose de nuevo al diablo. Estaba perfumada su estancia, y lucían en ella los primorosos presentes de sus antiguos amadores y el lujo de la plata labrada.
Al cabo el hielo rompiose, y la primera la dama le ruega que tome asiento y ordena le sirvan agua. Entra obediente al mandato una berberisca esclava, con búcaros primorosos en su salvilla de plata.
Cuando la familia regresaba de dar el pésame, por supuesto que ponían sobre el tapete a la viuda y a la concurrencia, y cortaban las muchachas, con la tijera que Dios les dio, unos sayos primorosos.
Estaba todo perfumado; su traje era casi tan rico como el del rey; su andar, afeminado y lánguido; de sus orejas pendían zarcillos primorosos; de su garganta, un collar de perlas; ceñía su frente una guirnalda de flores.
Y el señor rey Felipe Cuarto tuvo tan natural afecto a la Pintura que hoy se conservan en su guardajoyas, por las más preciosas, primorosos dibujos de su mano...
Se deslizó dentro con cautela, y se encontró en un salón espléndido, mucho más espléndido, pensó atemorizado, que la misma selva. Todo era dorado, y hasta el piso estaba hecho de primorosos baldosines de colores, dispuestos en dibujos geométricos.