prestigio

(redireccionado de prestigios)
También se encuentra en: Sinónimos.

prestigio

(Del bajo lat. praestigium < lat. praestigiae, ilusiones.)
s. m. Buena fama que disfruta una persona por sí misma o por su profesión sus investigaciones le han dado prestigio en el mundo de la ciencia. crédito

prestigio

 
m. Fascinación atribuida a la magia o causada por un sortilegio.
Engaño con que los prestigiadores embaucan al pueblo.
Ascendiente, influencia, autoridad.
Realce, estimación, buen crédito.
sociol. Ascendencia positiva de un individuo o de una institución.

prestigio

(pɾes'tixjo)
sustantivo masculino
buena opinión que se forma una comunidad sobre una persona o cosa Adquirió prestigio después de su muerte.
Sinónimos
Traducciones

prestigio

Prestige

prestigio

gloire, prestige

prestigio

prestígio

prestigio

prestiž

prestigio

prestige

prestigio

γόητρο

prestigio

arvovalta

prestigio

prestiž

prestigio

名声

prestigio

명성

prestigio

prestige

prestigio

prestisje

prestigio

prestiż

prestigio

prestige

prestigio

ความเคารพนบนอบที่เป็นผลมาจากความสำเร็จ

prestigio

prestij

prestigio

uy tín

prestigio

声望

prestigio

יוקרה

prestigio

SM
1. (= fama) → prestige
de prestigioprestigious
2. (= ensalmo) → spell, magic spell
3. (= truco) → trick
Ejemplos ?
Pero, ¿será inexacto el hecho de que, estando más extendida la instrucción y siendo más numerosas las personas ilustradas, las grandes figuras literarias y políticas, científicas y profesionales que honraron a Chile y que con la influencia de su saber y sus prestigios encauzaron las ideas y las tendencias sociales carecen hasta ahora de reemplazantes?
Por San Luis fue nombrado el porteño Agustín Donado, hombre de prestigios circunscritos a la capital, formados después de la revolución del 10 en la que intervino preponderantemente, pues había sido el divulgador de las noticias de España que precipitan los acontecimientos de Mayo.
Borrados todos los recuerdos del disfraz occidental, la pintoresca existencia asiática se desarrollaba con sus prestigios de color y luz, con su brillantez y su molicie suave, naturalmente artística.
Los tiranos habían procurado prevenir diestramente este golpe, atribuyendo un origen divino a su autoridad; pero la impetuosa elocuencia de Rousseau, la profundidad de sus discursos, la naturalidad de sus demostraciones disiparon aquellos prestigios; y los pueblos aprendieron a buscar en el pacto social la raíz y único origen de la obediencia, no reconociendo a sus jefes como emisarios de la divinidad, mientras no mostrasen las patentes del cielo en que se les destinaba para imperar entre sus semejantes; pero estas patentes no se han manifestado hasta ahora, ni es posible combinarlas con los medios que frecuentemente conducen al trono y a los gobiernos.
utor: Viernes 10 de Julio de 1914, El DIA Tierras Públicas Para el que no ha abordado con detenimiento el estudio del magno problema de las tierras del Estado y se deja llevar por la aparatosa dialéctica del proyecto recientemente presentado por la Comisión de Códigos de la Cámara de Representantes, podría este tener, como así se deduce de la exposición de motivos, todos los prestigios de un mesurado y conveniente eclecticismo; pero a poco que se medite en el asunto, tomándose como base de razonamiento tan solo las encontradas teorías de carácter jurídico e histórico que se han incrustado en los anales parlamentarios, se advierte en el una parcialidad peligrosa.
–Pero, sino concurrieran, no tendrían, por eso, el derecho de impedir la reforma, que harían los que fueren a votar y que sumarían un núcleo preponderante de enormes prestigios populares, ya evidenciando más de una ves.
Una nota, repito, de tan excepcional importancia como la que ha dado en la política del doctor Viera, debe circular por todos los ámbitos con el mismo patrocinio y los mismos prestigios...
Encontré que el héroe era más grande aún, visto al través de la historia, como había encontrado que el hombre era más interesante visto de cerca, despojado de los prestigios exteriores que hacen a veces aparecer a los poderosos más grandes de lo que realmente son.
Tal es la fuerza de la verdad que, cuando no la perturban las pasiones, se hace sentir del propio modo a los que la escuchan sin los prestigios de la preocupación y exentos del influjo, o del interés mal entendido, o del ajeno engaño.
-Aquél vive por vivir, muere por morir, ignora todo, o más bien sabe todo pues que sabe ser feliz- y pasa su vida sano, robusto y satisfecho, mientras éste, obcecado de dudas, de pesares y de dolencias, arrastra una vida fatigosa y sin prestigios, buscando el fantasma de la verdad y alejándose del camino de la felicidad hasta que lo sorprende en sus sueños la muerte, y devora todas sus esperanzas.
Granada entonces sería verdaderamente libre y feliz; entonces no se daría el caso tristísimo de que las aguas puras cristalinas y frescas de nuestros montes, lleguen a los depósitos para el abasto potable convertidas en disolución venenosa que asesina lentamente a nuestro pueblo; no veríamos este vergonzoso espectáculo que ofrece nuestra provincia, sin comunicación posible entre sus distintas zonas por falta de caminos, y por lo tanto sin tráfico alguno que les dé vida; no habríamos perdido todas las prerrogativas y todos los prestigios que alevosamente ha ido arrancando a la corona de Granada el alto caciquismo...
Desde ahora me propongo sumar prestigios y honorabilidad en torno a mi campaña, en torno a mi candidatura; como lo quiere la ciudadanía, como lo exigen los mexicanos.