pregonero

(redireccionado de pregoneros)
También se encuentra en: Sinónimos.

pregonero, a

1. adj./ s. Que hace pública una cosa de manera indiscreta la peluquera del pueblo es la mujer más pregonera.
2. s. m. ADMINISTRACIÓN, OFICIOS Y PROFESIONES Oficial público que en voz alta da los pregones, publica y hace notorio lo que se quiere hacer saber a todos.
3. pregonero mayor HISTORIA Empleo honorífico por el que se recibían ciertos emolumentos por los arriendos de las rentas públicas.

pregonero, -ra

 
adj.-s. Que publica o divulga una cosa que se ignoraba.
m. f. Oficial público que en alta voz lee los pregones.
Sinónimos

pregonero

, pregonera
adjetivo y sustantivo
Traducciones

pregonero

auctioneer

pregonero

/a SM/F
1. (municipal) → town crier
2. [de fiestas] → person who makes the opening speech
3. (Méx) (= subastador) → auctioneer
Ejemplos ?
Debe enseñarse a los cristianos que el papa estaría dispuesto, como es su deber, a dar de su peculio a muchísimos de aquellos a los cuales los pregoneros de indulgencias sonsacaron el dinero aun cuando para ello tuviera que vender la basílica de San Pedro, si fuera menester.
Y mandó por los pueblos unos pregoneros con trompetas muy largas, y detrás unos clérigos vestidos de blanco que iban diciendo así: «¡Cuando no hay libertad en la tierra, todo el mundo debe salir a buscarla a caballo!» Y por todo eso querían mucho los chinos a aquel emperador galán, aunque cuentan que eran muchas las golondrinas que dejaba sin nido, porque le gustaba mucho la sopa de nidos; y que una vez que otra se ponía a conversar con un frasco de vino de arroz: y lo encontraban tendido en la estera, con la barba revuelta en el suelo, y el vestido lleno de manchas.
Que en todo caso no son temporales resulta evidente por el hecho de que muchos de los pregoneros no los derrochan, sino más bien los atesoran.
28.- Oficios de Ciudades: Regidores, Fieles Executores, Depositario General, Tenedor de Bienes de Difuntos, Protetor de los indios, Defensor de Menores, Jurados, Escribano de Consejo, Mayordomo de Consejo, Contador de Consejo, Escribanos Públicos del Numero, Corredor de Lonja, Alarifes, Agrimensores, Repartidores de Aguas, Alcaldes de todos Oficios, Pregoneros.
Decía al Rey, en carta fechada en Loja el 6 de Noviembre de 1611, que muchos tenían al indio por gente de libre albedrío, de la misma naturaleza y uso de razón que los demás racionales, pero que no era verdad, "porque, dice, es una gente que no hacen profesión de honra en lo preciso de ella, sino sólo en que no se les quiten los cabellos, porque los adulterios no son deshonra entre ellos, ni tampoco los incestos ni tampoco el ser verdugos ni pregoneros ni otras cosas muy bajas y humildes que por leyes están establecidas ser infamias.
Pero, como aquéllos vivían en la ciudad terrena, y se habían propuesto por ella, como fin principal de todas sus obligaciones, su salvación y que reinase, no en el Cielo, sino en la tierra, no en la vida eterna, no en el tránsito de los que mueren y en la sucesión de los que habían de morir, ¿qué habían de amar y estimar sino la honra Y gloria con que querían también después de muertos vivir en las lenguas de los pregoneros de sus alabanzas?
Joselito, que no le llegaba a las axilas como no se empinara, iba con dos pregoneros de su alegría por ojos; un tropel brillante de deudos y amigos dábanle escolta.
Vido estar el cadahalso en que lo han de degollar, damas, dueñas y doncellas que lo salen a mirar. Vio venir la gente de armas que lo traen a matar, los pregoneros delante por su yerro publicar.
Se declara por necio anticipado como flor de almendro o fruta de la Vera al que, habiendo subido de bajo estado o dignidad, no conserva, agasaja y da la mano a los amigos de aquel tiempo, para que en el presente no sea como lo dice el Sabio, pregoneros de quien fue, de su bajeza y miseria y se diga por él que los oficios mudan los hombres de poco valor.
Todo lo demás son utopías, cosas de ninguna parte, fuera de espacio, única realidad de los que creen en lo macizo y de bulto y que la patria es el terruño. Nos aturden los oídos con eso del reinado social de Jesucristo, y apenas lo entienden sus pregoneros.
Los pregoneros del comunismo saben aprovecharse también de los antagonismos de raza, de las divisiones y oposiciones de los diversos sistemas políticos y hasta de la desorientación en el campo de la ciencia sin Dios para infiltrarse en las universidades y corroborar con argumentos pseudocientíficos los principios de su doctrina.
Era como si hubiera heredado, sin saberlo, los rasgos de los pregoneros antiguos que tenían algo de artistas, músicos, poetas y locos a la vez, según rezaban los peluqueros.