picadura

(redireccionado de picaduras)
También se encuentra en: Sinónimos.

picadura

1. s. f. Acción y resultado de picar, pinchar o trocear, una cosa compró picadura de carne para hacer albóndigas.
2. Acción de pinchar o pincharse con un instrumento punzante y herida que produce se hizo una picadura en la mano al coger el cuchillo. pinchazo
3. Pequeña herida producida por un animal tiene las piernas llenas de picaduras de mosquitos; la picadura de algunas serpientes puede ser mortal. mordedura, picada
4. Tabaco picado para fumar compró tabaco de picadura para fumar en pipa.
5. Agujero, grieta o desgaste producido por la acción de la herrumbre en una superficie metálica el espejo del armario está lleno de picaduras.
6. Agujero pequeño o conjunto de ellos hechos en una cosa la ropa estaba llena de picaduras de polilla.
7. MEDICINA Principio de caries en los dientes.
8. Agujero hecho en las ropas y calzados como adorno.

picadura

 
f. Acción y efecto de picar una cosa.
Pinchazo.
En los vestidos o calzado, cisura hecha artificiosamente.
Mordedura o punzada de un ave o un insecto o de ciertos reptiles.
Tabaco para fumar, llamado en hebra o al cuadrado, según lo esté en filamentos o en partículas informes.
Alteración de los vinos por comenzar la fermentación acética.
pat. Principio de caries en la dentadura.

picadura

(pika'ðuɾa)
sustantivo femenino
1. mordedura de un ave o insecto que deja una marca en la piel una picadura de abeja
2. agujero pequeño formado en los dientes El dentista me tapó unas picaduras de una muela.
3. tabaco de fumar picado Colocó en la pipa una aromática picadura inglesa.
4. grieta producida en un metal por el óxido Hay picaduras en la cañería.
Sinónimos

picadura

sustantivo femenino
2 picada, mordedura.
Picadura se utiliza cuando es de un ave, de un insecto o de determinados reptiles. Picada especialmente cuando es de insecto. Mordedura cuando se hace con los dientes.
3 caries.
Traducciones

picadura

bite, sting

picadura

piqûre

picadura

SF
1. (gen) → prick; (= pinchazo) → puncture; [de abeja, avispa] → sting; [de serpiente, mosquito] → bite
2. (= tabaco picado) → cut tobacco

picadura

f (de insecto) bite, sting; (pinchazo) puncture, stick, prick
Ejemplos ?
Efectivamente, sobre la funda, a ambos lados del hueco que había dejado la cabeza de Alicia, se veían manchitas oscuras. —Parecen picaduras —murmuró la sirvienta después de un rato de inmóvil observación.
Tomo cardos venenosos, de afilada punta, hizo un manojo, y me los ató a la cola ¡Suave suplicio! Al andar, las espinas se agitaban y me herían dolorosamente, con atroces picaduras.
Vivamente afligido por tal suceso, hizo el señor prender al esclavo causa de tan grande desgracia, mandó ponerle desnudo, frotarle el cuerpo con miel (de pies a cabeza) y atarle fuertemente a una higuera cuyo carcomido tronco servía de morada a numerosos enjambres de hormigas que en copiosas olas la recorrían en todos sentidos. En cuanto estos insectos percibieron el dulce olor de la miel la emprendieron con su cuerpo a numerosas y continuas picaduras.
¿Cómo podrá éste obedecer a Dios, y recibir con buen ánimo cualquiera suceso, sin quejarse de los hados? ¿Y cómo será benigno intérprete de los acontecimientos, si con cualesquier picaduras de los deleites se altera?
Mas Jesús, para apaciguarlos, los llamaba con dulce acento y, pasando su mano por las picaduras, les decía: No lloréis, pues vuestros miembros no sufren ya ningún daño.
Pero saliendo del árbol, le declaró la reina de las abejas, que, si tocaba a su pueblo y a su nido, sería al instante herido de mil picaduras; que, si por el contrario, las dejaba en paz, las abejas podrían serle útiles más tarde.
Mas en pago de mi paciencia os ruego que os lastiméis de mí, pues en vida siempre andaba cerniendo las carnes el invierno por las picaduras del verano, sin poder hartar estas asentaderas de griguescos, el jubón en pelo sobre las carnes, el más tiempo en ayunas de camisa, siempre dándome por entendido de las mesas ajenas, esforzando con pistos de cerote y ramplones desmayos de calzado, animando a las medias a puras sustancias de hilo y aguja, y llegué a estado en que viéndome calzado de geomancia, porque todas las calzas eran puntos, cansado de andar restañando el ventanaje, me entinté la pierna y dejé correr.
Huían con las mejillas y los ojos acribillados de picaduras de suer­te que, ahora, entre todos los bárbaros, la avispa es consi­derada como el parangón del valor viril.
A su lado venía otro hombre. Era un gallego que vendía vírgenes y santos, oraciones para curar las picaduras de víboras y libros de versos criollos.
Traía dos mulitas para comer, y una lagarta grande y gorda, cuya grasa sacó y regaló a la señora de Linares, precioso remedio para muchas dolencias; dándole a una de las hijas mozas los anillos de la cola, preservativo seguro, como lo sabe cualquiera, contra las picaduras de víbora.
Salieron en seguida cientos de avispas, miles de avispas que le picaron en todo el cuerpo, le llenaron todo el cuerpo de picaduras, en la cabeza, en la barriga, en la cola; y lo que es mucho peor, en los mismos ojos.
Pero apenas dio un paso, una verdadera lluvia de aguijonazos, como puñaladas de dolor, lo detuvieron en seco: eran otra vez las rayas, que le acribillaban las patas a picaduras.