percatar

(redireccionado de percataba)

percatar

v. intr. y prnl. Darse cuenta una persona de una cosa se percató de lo difícil que es mi trabajo. captar

percatar

 
intr.-prnl. Advertir, considerar, cuidar.

percatar


Participio Pasado: percatado
Gerundio: percatando

Presente Indicativo
yo percato
tú percatas
Ud./él/ella percata
nosotros, -as percatamos
vosotros, -as percatáis
Uds./ellos/ellas percatan
Imperfecto
yo percataba
tú percatabas
Ud./él/ella percataba
nosotros, -as percatábamos
vosotros, -as percatabais
Uds./ellos/ellas percataban
Futuro
yo percataré
tú percatarás
Ud./él/ella percatará
nosotros, -as percataremos
vosotros, -as percataréis
Uds./ellos/ellas percatarán
Pretérito
yo percaté
tú percataste
Ud./él/ella percató
nosotros, -as percatamos
vosotros, -as percatasteis
Uds./ellos/ellas percataron
Condicional
yo percataría
tú percatarías
Ud./él/ella percataría
nosotros, -as percataríamos
vosotros, -as percataríais
Uds./ellos/ellas percatarían
Imperfecto de Subjuntivo
yo percatara
tú percataras
Ud./él/ella percatara
nosotros, -as percatáramos
vosotros, -as percatarais
Uds./ellos/ellas percataran
yo percatase
tú percatases
Ud./él/ella percatase
nosotros, -as percatásemos
vosotros, -as percataseis
Uds./ellos/ellas percatasen
Presente de Subjuntivo
yo percate
tú percates
Ud./él/ella percate
nosotros, -as percatemos
vosotros, -as percatéis
Uds./ellos/ellas percaten
Futuro de Subjuntivo
yo percatare
tú percatares
Ud./él/ella percatare
nosotros, -as percatáremos
vosotros, -as percatareis
Uds./ellos/ellas percataren
Imperativo
percata (tú)
percate (Ud./él/ella)
percatad (vosotros, -as)
percaten (Uds./ellos/ellas)
Pretérito Pluscuamperfecto
yo había percatado
tú habías percatado
Ud./él/ella había percatado
nosotros, -as habíamos percatado
vosotros, -as habíais percatado
Uds./ellos/ellas habían percatado
Futuro Perfecto
yo habré percatado
tú habrás percatado
Ud./él/ella habrá percatado
nosotros, -as habremos percatado
vosotros, -as habréis percatado
Uds./ellos/ellas habrán percatado
Pretérito Perfecto
yo he percatado
tú has percatado
Ud./él/ella ha percatado
nosotros, -as hemos percatado
vosotros, -as habéis percatado
Uds./ellos/ellas han percatado
Condicional Anterior
yo habría percatado
tú habrías percatado
Ud./él/ella habría percatado
nosotros, -as habríamos percatado
vosotros, -as habríais percatado
Uds./ellos/ellas habrían percatado
Pretérito Anterior
yo hube percatado
tú hubiste percatado
Ud./él/ella hubo percatado
nosotros, -as hubimos percatado
vosotros, -as hubísteis percatado
Uds./ellos/ellas hubieron percatado
Pretérito Perfecto de Subjuntivo
yo haya percatado
tú hayas percatado
Ud./él/ella haya percatado
nosotros, -as hayamos percatado
vosotros, -as hayáis percatado
Uds./ellos/ellas hayan percatado
Pretérito Pluscuamperfecto de Subjuntivo
yo hubiera percatado
tú hubieras percatado
Ud./él/ella hubiera percatado
nosotros, -as hubiéramos percatado
vosotros, -as hubierais percatado
Uds./ellos/ellas hubieran percatado
Presente Continuo
yo estoy percatando
tú estás percatando
Ud./él/ella está percatando
nosotros, -as estamos percatando
vosotros, -as estáis percatando
Uds./ellos/ellas están percatando
Pretérito Continuo
yo estuve percatando
tú estuviste percatando
Ud./él/ella estuvo percatando
nosotros, -as estuvimos percatando
vosotros, -as estuvisteis percatando
Uds./ellos/ellas estuvieron percatando
Imperfecto Continuo
yo estaba percatando
tú estabas percatando
Ud./él/ella estaba percatando
nosotros, -as estábamos percatando
vosotros, -as estabais percatando
Uds./ellos/ellas estaban percatando
Futuro Continuo
yo estaré percatando
tú estarás percatando
Ud./él/ella estará percatando
nosotros, -as estaremos percatando
vosotros, -as estaréis percatando
Uds./ellos/ellas estarán percatando
Condicional Continuo
yo estaría percatando
tú estarías percatando
Ud./él/ella estaría percatando
nosotros, -as estaríamos percatando
vosotros, -as estaríais percatando
Uds./ellos/ellas estarían percatando
Ejemplos ?
Era tan humilde que no se percataba de su propia humildad, y casi se hundía en la preocupación ante la idea de que jamás en la Historia de la Iglesia se había canonizado a un sacerdote parroquial.
Durante todo el mes de noviembre las fuerzas paraguayas avanzaron sobre el ala izquierda de la 9.ª División desbordándola permanentemente pese a los refuerzos que enviaba Kundt que no se percataba de la enorme superioridad enemiga en ese sector.
Entre 1901 y 1902 la gente de la isla se percataba que el gran monte volcán de Martinica bautizado como Monte Pelée estaba despertando, produciéndose vapores de humo de emanaban del núcleo del volcán.
Y si había llegado a la fama, era por algo. Al fin que nadie se percataba de menudencias capitalistas. Cuando el loco de mente normal se dio cuenta del público, salió cubierto de mil ropajes y adornos para trepar al ventanal con el fin de que lo vieran.
¿Por qué?) En sus razonamientos casi imposibles por la crisis nerviosa en la que había caído, se percataba que en el país a los acusados, aún por crimen, jamás se les condenaba a muerte y mucho menos con aquel medio de quitar la vida...
Miraba sin tener ojos para deslumbrar oscuras. Hablaba sin labios artesanos de su voz. Existía..... y sin embargo nadie se percataba de ello. Era misterioso. Imperceptible.
Pero poco a poco la inquietud se iba calmando ante el recuerdo adormecedor. El sueño caía tan profundo que de nada más se percataba.
Y siendo la cosa así, repito que no me percataba yo de nada ó de casi nada que impidiese la monotonía de la obra por el objeto, aunque por el sujeto, ó mejor diré por los sujetos, viniese á ser un jardín de flores, como la capa del estudiante, merced á la diversidad de estilos y á la idiosincrasia de cada escritor que en ella pusiese mano.
¡Ese pozo, Dios mío!… El padrastrillo, quebrantado a su vez, habló vagamente de desmoronamiento, tierra blanda, prefiriendo para un momento de mayor calma la solución verdadera, mientras la pobre mamá no se percataba de la horrible infección de tabaco que exhalaba su suicida.
El incierto paso de las horas, principalmente por la noche, cuando me despertaba creyendo que ya era la mañana y me percataba de que todavía no se habían acostado en casa.
El exterior del recipiente ya estaba limpio, pero dentro conservaba un gruesa capa de inmundicia que buscaba ser depurada. Yo me percataba de ello, y no sentía ya temor, pero, sí curiosidad.
Y aun cuando pasara la mañana con un crédito tolerable, sólo ganaba con ello la comida; pues miss Murdstone no podía soportar el verme sin tarea y, en cuanto se percataba de que no hacía nada, llamaba la atención de su hermano sobre mí diciendo: «Clara, querida mía, no hay nada como el trabajo; pon algún ejercicio a tu hijo», lo que me proporcionaba nueva tarea.