pedante

(redireccionado de pedantes)
También se encuentra en: Sinónimos.

pedante

(Del ital. pedante.)
adj./ s. Que alardea de conocimientos de manera presuntuosa o afectada que sea sabio no es excusa para que sea pedante.
Gran Diccionario de la Lengua Española © 2016 Larousse Editorial, S.L.

pedante

 
adj.-com. Que hace inoportuno y vano alarde de erudición, o afecta poseerla.
Diccionario Enciclopédico Vox 1. © 2009 Larousse Editorial, S.L.

pedante

(pe'ðante)
abreviación
que hace alarde de sus conocimientos Mi nuevo profesor es muy pedante.
Kernerman English Multilingual Dictionary © 2006-2013 K Dictionaries Ltd.
Sinónimos

pedante

adjetivo y sustantivo
Diccionario Manual de Sinónimos y Antónimos Vox © 2016 Larousse Editorial, S.L.
Traducciones

pedante

pedant

pedante

pedantický

pedante

pedantisch

pedante

pedanttinen

pedante

pédant

pedante

pedant

pedante

pedantisk

pedante

pedante

pedante

pedant

pedante

A. ADJ (gen) → pedantic; (= pomposo) → pompous, conceited
B. SMFpedant
Collins Spanish Dictionary - Complete and Unabridged 8th Edition 2005 © William Collins Sons & Co. Ltd. 1971, 1988 © HarperCollins Publishers 1992, 1993, 1996, 1997, 2000, 2003, 2005
Ejemplos ?
Lejos de los putrefactos engreídos de su vanagloria aplastada en el derrumbe… Al margen de pedantes energúmenos que repiten lo de siempre y se enfundan en coronas.
Y por supuesto la erudición enciclopédica sin evidencia creadora para la sociedad. Sólo para lucirse en grupúsculos, con frecuencia pedantes.
Ignorantón, pero de mucha verbosidad, haciendo un eterno batiborrillo de latín, castellano y quichua, y formando una ensalada pestífera con la filosofía, los cánones y las súmulas, era el tipo más perfecto del pedante de la sierra, que en punto a pedantes es el summun de la especie.
Cierto es que en todos los países, a la sombra de los grandes ingenios, bulle un número infinito de autores pedantes, serviles imitadores, cuyas obras nacen, mueren y se olvidan en pocos momentos.
Esta fuga dio que sospechar a Mercurio; pero a breve rato quedó satisfecho de la inocentísima conducta de Apolo, porque uno de los poetas que había ido a rebusca de libros vino diciendo que en la cocina se estaba guisando una gran porción de mixtos, y que el dios imberbe tenía recogidas tantas y tales armas que si llegaba el caso de poder encarrilar al patio a los pedantes, era indubitable su destrucción.
Bien merecen entrar también en cuento los pedantes secuaces del purismo, que carecen de gusto y sentimiento; que si Mena no dijo fanatismo reprueban esta voz, y escrupulosos buscan en Marïana panteísmo.
Así no era extraño que los estudiantes saliesen de las aulas con poca substancia en el meollo, pero may cargados de ergotismo y muy pedantes de lengua.
RITMO Traspasando los escombros de la rima libero los vocablos que la cierran y doy alas a su risa carcelera para que bailen al ritmo de su sola prisa, sin atenerse a conteos de marmóreos mausoleos ni a pedantes represores ni a retóricos censores, de los cachondeos músico-poéticos.
que un poema no mata ni una mosca, sólo al poeta, aunque rabien en su orgullo de pedantes y enfurezcan -exhibicionistas- cualesquiera guerrilleros de las letras.
¡Pedantes! Anatema cruel que nos sigue por todas partes, y nos estremece y horripila. »Ya en algún modo hemos procurado oponer las artimañas a la fuerza, y viendo cuán pocos elogios hemos merecido a la ingrata patria, que paga en desprecio y pullas nuestras vigilias, hemos dado en la flor de alabarnos los unos a los otros, tratándonos mutuamente de científicos y preclaros varones, por aquello de asinus asinum fricat, que quiere decir, el sapiente aplaude al sapiente.
Además, el mundo adulto de hoy, confundido ante los avances engañosos de las facilidades, que no atina a centrarse (por su también mala educación pues padece los fracasos de las reformas educativas del siglo veinte) ni percibe con claridad su evolución, en lugar de incrementar la experiencia positiva que requiere el desenvolvimiento armónico de los jóvenes, hace caso omiso o impone juicios pedantes e irreflexivos sobre la cultura en general y el arte, en particular.
Ya sólo dije: -Deseamos que nunca se le quite esa cara de gozosa que tanta falta hace en estos tiempos de neuróticos muy disimulados por la televisión. Ya verá como algunos payos pedantes de mi país, se van escandalizar con esta humorística y fantástica entrevista.