parca

parca

1. s. f. INDUMENTARIA Y MODA Prenda de vestir semejante a una chaqueta, que llega hasta la mitad del muslo y suele ser ligera y de aspecto informal y deportivo.
2. MITOLOGÍA Cada una de las tres diosas mitológicas que decidían la muerte de las personas.
3. literario La muerte.
NOTA: También se escribe: parka

parca

 
f. mit. Cada una de las tres deidades hermanas con figuras de viejas, de las cuales Cloto hilaba, Láquesis devanaba y Átropos cortaba el hilo de la vida de los hombres.
fig. y poét.La muerte.
Traducciones

parca

parca
Ejemplos ?
Quizá algún día, De Zeus a pesar, rompas el lazo Que hoy te encadena. PROMETEO Mas la Parca quiere Que sólo tras innúmeras miserias Esta lazada quiebre, y contra el Hado No hay arte valedera.
Estos corredores de la parca, sagacísimos y zainos no reservan a nadie, traen buena capa; son correos con la noticia a la justicia para tenerla grata; llevan su parte de heridas o muerte, son también cirineos de los rufianes retraídos.
Inocencia blanca oculta, testaruda en remembranza; prisionera en aquel ayer, que se libera en este mañana. Porfiada perseverancia, que no se ha dejado vencer, por los avatares del tiempo, ni la parca madurez.
Allí se agitaban la Discordia, el Tumulto y la funesta Parca, que a un tiempo cogía a un guerrero con vida aún, pero recientemente herido, dejaba ileso a otro y arrastraba, asiéndole de los pies, por el campo de la batalla a un tercero que la muerte recibiera; y el ropaje que cubría su espalda estaba teñido de sangre humana.
Gonzalo de Moros el 22 de Abril de 1507, en la que dice, vertidas las palabras al castellano: "Perdone quienquiera que él sea las injurias, y en cuanto á mí, si Dios me tiene de su mano y la suerte no se ensaña conmigo, el que de mí nació jamás será médico, á no emanciparse de mi potestad ó miéntras la Parca no corte el hilo de mi vida, que hasta ahora sólo deja á las espaldas treinta y tres años." Si el de 1507 tenía treinta y tres años Villalobos, es claro que nació de 1473 á 1474.
A tu demanda en vano llamo la inspiración: lágrimas sólo, lágrimas te daré. Si el llanto es digno tributo a la beldad que hundió en la tumba la Parca devorante, ¡ay!
Quitamos más: que no traten del carro de Apolo, la Aurora, Filomena, la Parca, Venus, Cupido, ni se quejen de cabellos, ojos, boca de su dama ni digan: que si es enfermedad y le tiene áspero, por eso se permiten médicos y cirujanos que remedien ese mal.
Yo perdí a Silvia, y en su dura ausencia De mil recelos me hallo combatido; Mas que a la Parca temo de su efecto Cualquier desvió.
vosotros los que veis correr las lágrimas vertidas por vuestra culpa sin procurar enjugarlas; los que no os privéis de un gusto para que otros tengan calma; los que buscáis vuestra dicha labrando ajenas desgracias, ¿olvidáis que sois mortales? ¿no os acordáis que la Parca ha de segar vuestra Vida?
Cadáver que bien pronto ha repartido A jirones el viento en la comarca Y en cuyo pecho roto por la Parca El águila del Etna hace su nido.
mira con ternura la suerte desastrosa de la Ciudad - Cautiva, que gime bajo el peso de la más brutal tiranía, e interpone sus ruegos para que sus buenos hijos la saquen de la desolación en que está sumergida por tan largo tiempo; y éstos entonan en sus fervorosos anhelos, la estrofa con que lloró la muerte del héroe, el malogrado Poeta Don Juan Cruz Varela, a quien recientemente ha arrebatado también la Parca.
La mortecina luz despedía un extraño reflejo sobre el esqueleto colocado a los pies del lecho. La guadaña de la Parca parecía levantada sobre Baltasar.