mormón

mormón, a

s. RELIGIÓN Persona que profesa el mormonismo.

mormón, -mona

 
m. f. rel. Persona que profesa el mormonismo.
Traducciones

mormón

Mormon

mormón

Mormon

mormón

mormon

mormón

mórmon

mormón

摩门教

mormón

摩門教

mormón

Mormon

mormón

Mormon

mormón

מורמונים

mormón

モルモン教

mormón

/ona SM/FMormon
Ejemplos ?
Lleno de inquietud -pues nada bueno presagiaba semejante encuentro- Ferrier acudió presuroso a la puerta para recibir al jefe mormón.
Cuando lo tuvo lo bastante cerca pudo reconocer a un mormón llamado Cowper, al que había rendido servicios en distintas ocasiones.
Por Dios, no rehuya responderme. -¿De qué se trata? -inquirió nervioso el mormón-. Sea rápido. Hasta las rocas tienen oídos, y los árboles ojos.
No fue éste trabajoso para la joven Lucy Ferrier que, recogida en la carreta de Stangerson, partió vivienda y comida con las tres esposas del mormón y su hijo, un obstinado e impetuoso muchacho de doce años.
Creemos que la Biblia es la palabra de Dios hasta donde esté traducida correctamente; también creemos que el Libro de Mormón es la palabra de Dios.
Sin embargo, los libros de texto han abundado por todas partes y épocas, sean de asignaturas escolarizadas o fuera de la enseñanza formal de un Estado: un libro de cocina, el manual que acompaña a la utilización de una computadora, hasta el Corán, libro que guía la instrucción religiosa y literaria de los jóvenes del islam, puede ser considerado así; o el libro del Mormón o el instructivo para poner uñas.
Entra las plantas de ciclo corto podemos hacer notar la siembra de tomate, pimiento, soya, Berenjena, zapallos, pimiento picante, Pepinos Market, original de España, maíz, variedad pióner 85, pimiento gigante, tomate industrial, aluvia gigante, pimiento mormón Industrial, jadías-origen españoles, cebolla de valencia España, además que dentro de muy corto tiempo, tendremos generalidades las siembras de viñales que será otro rubro agrícola para la economía del cantón.
Sin embargo, la expresión feliz de la muchacha le reconciliaba mil veces más eficazmente con el pacto contraído que el mejor de los argumentos. Desde antiguo había determinado en lo hondo de su resuelta voluntad que a ningún mormón sería dada jamás la mano de su hija.
De todas ellas, era él la más peligrosa; entre aquellas fieras, la dotada de mayor fiereza. La predicción del mormón se cumplió con macabra exactitud.
En cierta ocasión, una bala atravesó silbando la ventana de Stangerson y fue a estamparse contra la pared a menos de un metro del mormón.
Los daños fueron menores y no hubo heridos. Se hallaron panfletos con propaganda anti-mormón en los alrededores de cada una de dichas iglesias.
¿No me reconoce? El mormón le dirigió una mirada de no disimulado asombro. Resultaba de hecho difícil advertir en aquel caminante harapiento y desgreñado, de cara horriblemente pálida y de ojos feroces y desorbitados, al apuesto y joven cazador de otras veces.