mirto

(redireccionado de mirtos)
También se encuentra en: Sinónimos.

mirto

(Del lat. myrtus < gr. myrtos.)
s. m. BOTÁNICA Planta arbustiva de follaje siempre verde, oloroso, de flores blancas y bayas negras. arrayán
NOTA: Nombre científico: (Myrtus communis.)

mirto

 
m. bot. Arrayán.
Sinónimos

mirto

sustantivo masculino
Traducciones

mirto

myrtle

mirto

mirto

mirto

myrte

mirto

Myrtle

mirto

默特尔

mirto

默特爾

mirto

Myrtle

mirto

הדס

mirto

SMmyrtle
Ejemplos ?
Y una noche entre los mirtos Del jardin de su palacio Cuando á solas y despacio Por fortuna la encontró, Tomó sus manos de nieve Y doblando la rodilla, La corona de Castílla Loco de amor la ofreció.
En 1817, derrotado por los patriotas de Chacabuco, regresó el brigadier Osorio, y para consolarse del agravio que Marte le infiriera negándole laureles en el campo de batalla, se pro- puso cosechar mirtos en los dominios de Venus y de Himeneo.
El misterioso restaurador había trabajado muy deprisa, porque las viviendas de alrededor tenían el mismo aspecto reciente y nuevo; todos los pilares tenían sus capiteles; ni una piedra, ni un ladrillo, ni una brizna de estuco, ni una capa de pintura faltaba en las paredes relucientes de las fachadas, y por el intersticio de los peristilos se entreveía, alrededor del estanque de mármol del cavaedium, adelfas rosas y blancas, mirtos y granados.
85 A él, una vez que con deseosa luz lo contempló la virgen regia –a la cual, espirando suaves olores, un casto lecho en el blando abrazo de su madre alimentaba, cuales los mirtos ciñen del Eurotas las corrientes, o el aura primaveral cría distintos colores–, 90 no antes de él sus flagrantes luces declinó, que en todo su cuerpo concibió una llama, profundamente, y ardió toda en sus más hondas medulas.
¿Recuerdas, hermano?... Los mirtos talares, que ves, sombreaban los claros cantares que escuchas. Del rubio color de la llama, el fruto maduro pendía en la rama, lo mismo que ahora.
En densa muchedumbre ceibas, acacias, mirtos se entretejen, bejucos, vides, gramas; las ramas a las ramas, pugnando por gozar de las felices auras y de la luz, perpetua guerra hacen, y a las raíces angosto viene el seno de la tierra.
Caluroso, al arroyo da las manos, Y con ellas, las ondas a su frente, Entre dos mirtos que -de espuma canos-, Dos verdes garzas son de la corriente.
Verdad es que al pie de la altura en que se hallaban estaba el magnífico paseo, en el que, entre mirtos y laureles, paseaba la elegante muchedumbre.
Ceñida de una nube de vaporosa gasa, que el aire llena en torno de suavísimo ámbar, de rosas y azucenas la frente coronada, prendida en ricos pliegues la vestidura blanca, salió de entro los mirtos, con cautelosa planta, una ilusión dichosa de paz y bienandanza.
Y doy fe de que en todo el infierno no hay árbol ninguno chico ni grande y que mintió Virgilio en decir que había mirtos en el lugar de los amantes, porque yo no vi selva ninguna sino en el cuartel que dije de los zapateros, que estaba todo lleno de bojes, que no se gasta otra madera en los edificios.
Si no es eterno el rigor de los hados, y reservan a mi patria infeliz mayor ventura; dénsela presto, y mi postrer suspiro será por ella… Prevenid en tanto flébiles tonos, enlazad coronas de ciprés funeral, musas celestes; y donde a las del mar sus aguas mezcla el Garona opulento, en silencioso bosque de lauros y menudos mirtos, ocultad entre flores mis cenizas.
Al inclinarme sobre la balaustrada, yo sentí que el hálito de la Primavera me subía al rostro. Aquel viejo jardín de mirtos y de laureles mostrábase bajo el sol poniente lleno de gracia gentílica.