miliciano

(redireccionado de milicianos)

miliciano, a

1. adj./ s. De la milicia.
2. MILITAR Individuo de una milicia.
3. HISTORIA Persona que, durante la guerra civil española, sirvió en un cuerpo de voluntarios para defender la causa republicana y el gobierno legítimo.

miliciano, -na

 
adj. Relativo a la milicia.
m. f. mil. Persona perteneciente a una milicia.
Traducciones

miliciano

militiaman

miliciano

miliziano

miliciano

/a SM/Fmilitiaman/militiawoman (Andes, Cono Sur) (= conscripto) → conscript, draftee (EEUU)
Ejemplos ?
Tal es la pura verdad sobre el particular, y porque Lavalleja la sabía, quería mantener enarbolada la tricolor que guió a la victoria a los voluntarios de Sarandí y Rincón: la misma bandera oriental que había encabezado a los milicianos de la Patria Vieja en los días amargos de Arapey y Catalán.
Se trataba de una marcha pacífica, impresionante por su masiva concurrencia; donde las mujeres, en completo silencio, recorrieron las calles portando canastas vacías, como símbolo de la falta de aprovisionamiento de la canasta familiar. Los grupos paramilitares de “milicianos” atacaron con disparos y golpes la pacífica marcha.
Todos los cuerpos deberán usar en sus uniformes y fraques botones grabados con el nombre, o número que les corresponda, bien entendido que los veteranos pondrán el nombre, los Milicianos el número.
El resultado probó severamente a Venezuela el error de su cálculo, pues los milicianos que salieron al encuentro del enemigo, ignorando hasta el manejo del arma, y no estando habituados a la disciplina y obediencia, fueron arrollados al comenzar la última campaña, a pesar de los heroicos y extraordinarios esfuerzos que hicieron sus jefes, por llevarlos a la victoria.
Y pasa también que nuestros insurgentes, insurgentas, milicianos, milicianas, responsables locales y regionales, así como las bases de apoyo, que eran jóvenes en el inicio del alzamiento, son ya hombres y mujeres maduros, veteranos combatientes y líderes naturales en sus unidades y comunidades.
La mañana luctuosa en que fue preciso entregar las armas, como acertase a pasar don Juan Boina, que volvía de misa, y fuese visto por un grupo de milicianos, hubo dos o tres silbidos, se cantó el trágala, y el corneta de la compañía se destacó a pintarle con tiza un borrico en la espalda del raglán que ya gastaba entonces.
El escuadrón de milicianos donde estaban incorporados el hermano y el novio de María, ha sido destruido completamente por un enjambre de indios que los sorprendió al amanecer.
De esta clase son también mil quinientos milicianos de Rere, la Laja y Tucapel, seiscientos de Chillón, y montañas, quinientos de las inmediaciones de Ñuble a la otra banda, quinientos del Parral, ciento cincuenta de Longaví y Linares; cuatrocientos de la Vega de Itata, Corta y Ranquil, trescientos de la Florida y sus contornos que componen todos el número de casi cuatro mil más que regularmente montados, fuera de tres mil hombres que a mi primera insinuación vendrán de Los Ángeles, y que ya no están aquí porque no los he considerado necesarios por ahora; me sobran provisiones y carnes vivas para sostener por el tiempo de seis meses este brillante ejército.
Las Compañías se formaran con la posible reunion, así en los Pueblos, como en las habitaciones de campo, para arreglar con comodidad del vecindario la fuerza total de cada una, á cuyo fin los Capitanes ó Comandantes tendrán una lista muy exácta, arreglada al formulario número 6, de quantos hombres hubiere en el distrito de su respectivo mando desde la edad de diez y seis hasta quarenta y cinco años, para que por ella se hagan los reemplazos en la revista anual, arreglando el Virey con el Subinspector el tiempo que hayan de servir los Milicianos con respecto a la edad y servicio que hubieren de hacer...
Era domingo: la revolución de Julio se hallaba en su apogeo. Madrid ardía en milicianos... Llovía; silbaba el viento lúgubre de la estación, y hacía un frío que, al decir de Ricardo Ribera, helaba hasta las conjeturas.
se verifico, á cuyo tiempo yá tenía reunidos y Armados alos Milicianos Urbanos con los demas de la Guarnicion, apostados y bien colocado un Cañonsito de á quatro qe.
Los milicianos de esta Columna tienen confianza en si mismos y en los que la dirigimos, por su expresa delegación, sin reservas. Por tanto creen, y nos identificamos con ellos, que el decreto de militarización no puede mejorar nuestras posibilidades de lucha, viniendo a crear en cambio suspicacias, reservas y repulsiones que ya han apuntado y concretarían un verdadero estado de desorganización.