mendigo

(redireccionado de mendigos)
También se encuentra en: Sinónimos.

mendigo, a

(Del lat. mendicus.)
s. Persona que pide limosna habitualmente el mendigo agradecía las monedas que le daban. indigente, pobre, mendicante, mendigante

mendigo, -ga

 
m. f. Persona que habitualmente pide limosna.

mendigo, -ga

(men'diγo, -γa)
sustantivo masculino-femenino
persona que habitualmente pide limosna Había un mendigo en la puerta de la iglesia.
Sinónimos

mendigo

, mendiga
Traducciones

mendigo

žebrák

mendigo

Bettler

mendigo

kerjäläinen

mendigo

tigger

mendigo

żebrak

mendigo

tigger

mendigo

prosjak

mendigo

乞食

mendigo

거지

mendigo

bedelaar

mendigo

mendigo

mendigo

tiggare

mendigo

ขอทาน

mendigo

dilenci

mendigo

người ăn xin

mendigo

乞丐

mendigo

просяк

mendigo

乞丐

mendigo

/a
A. SM/Fbeggar
B. ADJ (Méx) (= cobarde) → yellow, yellow-bellied
Ejemplos ?
Más ¿qué habría de lograr contra la codicia y las costumbres ya establecidas? Los indios morían en muy triste desamparo, porque vivían como mendigos.
La metrópoli, cubierta de conventos, con las ciudades muertas y los caminos llenos de mendigos, no valían gran cosa; pero de casi todos los mares del mundo emergían pedazos de tierra dependientes del rey de Madrid, y al otro lado del Atlántico, medio continente, que representaba casi la sexta parte del planeta, hablaba nuestra lengua, y los pueblos oían sombrero en mano lo que su majestad católica se dignaba decirles, de tarde en tarde, al través de miles de leguas.
¡Constructores agrícolas, civiles y guerreros, de la activa, hormigueante eternidad: estaba escrito que vosotros haríais la luz, entornando con la muerte vuestros ojos; que, a la caída cruel de vuestras bocas, vendrá en siete bandejas la abundancia, todo en el mundo será de oro súbito y el oro, fabulosos mendigos de vuestra propia secreción de sangre, y el oro mismo será entonces de oro!
El acto mencionado contiene estas disposiciones: "Que las siguientes clases de extranjeros serán excluidos de admisión a los Estados Unidos, de acuerdo con las normas existentes que regulan la inmigración, que no sean las relativas a los trabajadores chinos: Todos los idiotas, personas dementes, mendigos o personas que puedan convertirse en una carga pública.
382.- Será reprimido con prisión de un mes a dos años el que, para infundir un temor público o suscitar tumultos o desórdenes, hiciere señales, diere gritos de alarma, hiciere estallar bombas o materias explosivas, o las colocare con ese fin, o amenazare con un desastre de peligro común, cuando estos acontecimientos no constituyan delito más severamente reprimido. CAPÍTULO IV DE LOS VAGOS Y MENDIGOS Art.
pero desde que se colgó este espantajo, la pradera ha quedado desierta. LEUTHOLD.––Y sólo vemos, pasar algunos mendigos que vienen aquí a quitarse su andrajoso gorro...
Otras veces para buscar el contraste, envuelto en oscuro ulster que oculta el vestido, recorro el horror de los barrios pobres, llenos de seres degradados y oscuros, poblados de mendigos y donde la bruma otoñal ahoga la escasa luz rojiza de los faroles de petróleo...
¿Acaso estamos todavía en aquellos monstruosos tiempos de la Edad Media, en los que se permitía a los vagabundos exhibir por nuestras plazas públicas la lepra y las escrófulas que habían traído de la cruzada?» O bien: «A pesar de las leyes contra el vagabundeo, las proximidades de nuestras grandes ciudades continúan infestadas de bandas de mendigos.
No hubo más denuncias de esta actividad durante el año (Véase Sección 6.f.) Según CECODAP, cerca de 1.6 millones de niños trabajaron en el país, la mayoría de ellos en el sector informal donde se desempeñaron como buhoneros o como mendigos.
Es decir, que el ventorrillo era, hablando en realidad, un portal que a duras penas pudiera ser palomar, donde a comer ni a dormir se han detenido jamás sino pobres peregrinos, mendigos o gente tal.
384.- Serán reprimidos con prisión de tres meses a un año: Los vagos o mendigos que hubieren sido encontrados llevando certificados o pasaportes falsos, o que fingieren lesiones o enfermedades; Los vagos o mendigos que hubieren sido encontrados llevando armas, o hubieren amenazado con un ataque a las personas o propiedades, o ejercido un acto de violencia contra aquéllas; y, Los vagos o mendigos que fueren encontrados provistos de limas, ganzúas u otros instrumentos propios para cometer robos u otros delitos, o para procurarse los medios de entrar en las casas.
Brumas septentrionales nos llenan de tristezas, se mueren nuestras rosas, se agostan nuestras palmas, casi no hay ilusiones para nuestras cabezas, y somos los mendigos de nuestras pobres almas.