Ejemplos ?
Durante su vida, Mahoma confió la conservación de la palabra de Dios (Allah), trasmitida por Gabriel (Yibril,), a la retentiva de los memoriones, quienes la memorizaban recitándola incansablemente que después de su muerte serían recopilados por escrito en el Corán debido a la primordial importancia de conservar el mensaje original en toda su pureza, sin el menor cambio ni de fondo ni de forma.