Ejemplos ?
En su transcurso, en el cuerpo, se insinúa una media corona, engranaje que se refiere al trabajo (industria, comercio), sobre el que se elevan dos llamas, por las alas, significando el desarrollo intelectual, el conocimiento, la educación.
Al oír aquello, surgió en el corazón de Hill un impulso de generosidad y movido por ese impulso ofreció al cartero el importe de la misiva, pues no quería que por falta de dinero se quedara la buena mujer sin saber las noticias que le pudieran llegar en dicha carta. El cartero cobró la media corona que costaba, y entregó la carta a la posadera, a continuación salió para seguir su recorrido.
Describió a Manning como una jolie laide (una belleza exótica), poseedora de cabello, manos, ojos y piel encantadores, pese a su nariz demasiado larga, y se enamoró de ella a primera vista. Cuando le pidió prestada media corona en su primera cita, y se la pagó al día siguiente, Reggie supo que se casarían.
Su diseño mantiene tiene un triple significado, representa media corona de la que preside el escudo, remite a las dos "B" de "Betis Balompié" y representa el número 100, con los dos 0 en caída, en alusión a los años transcurridos desde la fundación del club, como inspiración se utilizó la Corona Real que remata el escudo, más concretamente su ecuador sumado de cruz de oro y los dos florones visibles a su derecha.
Los segmentos abdominales presentan, en general, de dos a cinco pares de falsas patas: unas protuberancias membranosas de la cutícula, que suelen tener forma de ventosa y estar provistas de uno o media corona de ganchos en el extremo.
Los apéndices de los lóbulos del cáliz son muy pequeños, alrededor de 0,5 a 1 mm de largo. Los sépalos son generalmente lineales significativamente más largos que la media corona.
La devaluación de la libra neozelandesa en relación con la libra esterlina en la década de 1930 dio lugar a la emisión de monedas neozelandesas en 1933, con denominaciones de 3d, 6d, 1s, 2s (un florín) y 2½s (media corona), acuñadas con un 50% de plata hasta 1946 y en cuproníquel desde 1947.
Todas esas monedas tienen el mismo diámetro y peso que sus equivalentes en monedas australianas y británicas (aunque Australia nunca acuño la media corona).
Al principio nada sabe del manejo de esta, su primer retratado fue un granjero al que pagaba media corona por hora; después de muchas medias coronas gastadas en experimentar, obtuvo su primera fotografía "buena".
Después de haber elegido mi asiento en las oficinas y de haber escrito al lado de mi nombre: «En el pescante», y de haber dado media corona al tenedor de libros por que me lo reservara; después de haberme puesto un gabán nuevo expresamente en honor de aquel eminente lugar; después de presumir mucho de it en él y parecerme que hacía honor al coche; después de todo eso, he aquí que a la primera insinuación me dejo suplantar por un hombre desarrapado, que no tiene más mérito que el oler a cuadra y ser capaz de pasar por encima de mí con la ligereza de una mosca mientras los caballos van casi al galope.
Nos hemos reunido cuatro para alquilar un estudio, y que parezca que tenemos asuntos, y al empleado también le pagamos entre los cuatro. Me cuesta media corona por semana.
Diez años más tarde mi membrana fue sacada a sorteo en nuestra aldea, al precio de media corona la papeleta y con la condición de que el agraciado con ella pagaría además cinco chelines.