maternal

(redireccionado de maternales)
También se encuentra en: Sinónimos.

maternal

adj. De la madre siempre ha necesitado más el apoyo maternal que el del padre. materno

maternal

 
adj. Materno.
psicol. instinto maternal Instinto que se manifiesta como un apego profundo de la madre hacia su hijo. (V. instinto.)

maternal

(mateɾ'nal)
abreviación
que se considera propio de las madres para con sus hijos amor maternal
Sinónimos

maternal

adjetivo

maternal:

cuidadoso (fig.)cariñoso, materno,
Traducciones

maternal

materno, maternal

maternal

materno

maternal

mateřský

maternal

moderlig

maternal

mütterlich

maternal

äidillinen

maternal

majčinski

maternal

母性の

maternal

어머니의

maternal

moederlijk

maternal

moderlig

maternal

materialny

maternal

moderlig

maternal

เกี่ยวกับมารดา

maternal

annelik

maternal

thuộc mẹ

maternal

母性的

maternal

майката

maternal

A. ADJ [instinto] → maternal; [amor] → motherly, maternal; [leche] → mother's; [faja, sujetador] → maternity antes de s
baja maternalmaternity leave
B. SM (Caribe) (= guardería) → nursery

maternal

adj maternal, motherly
Ejemplos ?
Ya no curo laureles inmortales ni de la gloria el lisonjero aplauso, si con él en los labios maternales una sonrisa de placer no causo.
Pero muy luego llegamos a su casa y la alegría de la familia, y los besos maternales secaron aquellas lágrimas, como los rayos del sol secan sobre los pétalos de una rosa el rocío de la mañana.
Y de dolor y de infortunio ejemplo, desde entonces vivimos, habitando esta mansión en donde ya no moras, cual tristes avecillas que han perdido las maternales alas protectoras lloran sin tregua en el desierto nido.
El actual monarca, hijo de una madre piadosísima, da visos de tanta fidelidad a las enseñanzas maternales que no se casa sin exigir de su novia el ingreso a la comunión católica.
No a la lid peligrosa a ti el deber, sino el valor te llama; y de él guïada, a la funesta Torre tu ansiosa planta corre, allí acechando con tenaz cuidado el instante propicio para ocupar del último soldado el más hüido peligroso oficio; al fin le ocupas con afán inquieto desafiando a la Muerte; y la Muerte aceptó tu osado reto, de ti no perdonando los despojos, ni sangrientos pedazos, ni señales que contemplaran los fraternos ojos, que besaran los labios maternales.
¿Quién, como tú, gemía, Sosteniendo en sus brazos tu cabeza? ¡Otra amorosa gente, Víctima del furor de tus tiranos, Enjugó diligente El sudor, de tu frente Con maternales y dolientes manos!
El viejo terminó su confidencia diciendo que Magdalena, que había empezado por rechazar abiertamente todo compromiso con el marinero, había ido, poco a poco, cediendo a las instancias maternales y a la sazón, aunque no mostraba gran entusiasmo por el nuevo y ventajoso partido que se le proporcionaba, su repugancia se había debilitado en gran parte.
Desnudos y a la intemperie los prisioneros entraban, ancianos, madres y niños, entre broqueles y lanzas, sin respeto a su inocencia, a su sexo y a sus canas. Las madres, sus muertos hijos traían desesperadas en los maternales brazos y en los brazos de su alma.
El es el mensajero, es el patriarca; él es el grande, él es el genio, solitario como todos los astros, poseedor del secreto del porvenir oriental, que se movía en la oscuridad de su alma, como se mueve el hombre en las sagradas tinieblas de las entrañas maternales.
De esta serie seguir mi entendimiento el método quería, o del ínfimo grado del ser inanimado (menos favorecido, si no más desvalido, de la segunda causa productiva), pasar a la más noble jerarquía que, en vegetable aliento, primogénito es, aunque grosero, de Thetis,--el primero que a sus fértiles pechos maternales...
Ya no es la que se atormenta por lo imposible ¾Sor Juana¾ ni la que se queda en añoranzas maternales ¾Gabriel Mistral¾ ni la que se esclaviza a su pasión sensual ¾Alfonsina Storni¾ Ni la risueña del hogar que se conforma ¾Juana de Ibarbourou¾ a su papel de abnegación ¾María Enriqueta¾ ni la que enloquece en su vanidad ¾Pita Amor¾.
No menos duro su corazón que aquellos minerales que fueron el solo placer de su juventud, jamás conoció las inefables dichas del amor, quizá porque en su niñez le faltaron las caricias maternales y no pudo compartir con algún hermano los juegos y las efímeras penas de los años infantiles.