maharajá

(redireccionado de maharajás)

maharajá

(Voz sánscrita.)
s. m. Título que significa gran rey y se aplica a casi todos los príncipes de la India.
NOTA: En plural: maharajás

maharajá

 
m. Título que se aplica a los príncipes soberanos de la India.
Traducciones

maharajá

Maharaja

maharajá

maharaja

maharajá

Maharaja

maharajá

Махараджа

maharajá

Maharaja

maharajá

Maharadža

maharajá

มหาราช

maharajá

SMmaharajah
vivir como un maharajáto live like a prince
Ejemplos ?
Había punto a punto Razas y Gymkhanas, y montar a caballo era un pasatiempo muy popular. Los maharajás, la fraternidad de negocios y de los altos funcionarios públicos tenían casas de verano en Ooty.
Posteriormente sirvió al Holkar (gobernante superior a los rashás y los maharajás) de Indore, anexando esos territorios a los suyos.
Así, ayudado por sus amigos en Chennai, Bhaskara Sethupathi, el Rajá de Ramnad y los Maharajás de Mysore y Khetri, Vivekananda se puso en marcha rumbo a Estados Unidos.
Varios estados malayos contaron con residentes específicos: 1885-1911 Con los sultanes (maharajás hasta 1886) de Johore, estado no federado hasta 1946.
Los Rana (casi todos Maharajás de Lambjang y Kaski) gobernaron como primeros ministros hereditarios hasta 1948, cuando la colonia británica logró su independencia.
Los Rana (casi todos Maharajás de Lambjang y Kaski) gobernaron como primeros ministros hereditarios hasta 1948, cuando la colonia británica logró la independencia.
Durante el periodo del Raj Británico, la ciudad fue la capital del estado principesco del mismo nombre. Los maharajás de Jaipur pertenecían al clan de los kachwaha, que reclamaba ser descendiente del dios Rama, rey de Ayodhya.
Los maharajás llegaron con grandes comitivas de toda la India, muchos de ellos se iban a encontrar por primera vez; mientras que las filas de los ejércitos indios, bajo el mando del Comandante en Jefe Lord Horatio Kitchener, desfilaron tocando con sus bandas de música y conteniendo a las multitudes.
En el primer día, Lord y Lady Curzon entraron en la zona de festejos, junto con los maharajás, a lomos de elefantes, algunos de los cuales llevaban enormes candelabros de oro pegados en sus colmillos.
Los británicos devolvieron el control administrativo del pētē al maharajás de Mysore, reteniendo únicamente el cantón bajo su jurisdicción.