levirato

levirato

(Derivado del lat. levir, hermano del marido.)
s. m. ANTROPOLOGÍA Práctica vigente en algunas sociedades por la cual un individuo está obligado a contraer matrimonio con la viuda de su hermano.
Gran Diccionario de la Lengua Española © 2016 Larousse Editorial, S.L.

levirato

 
m. Precepto de la ley mosaica que obliga al hermano del que murió sin hijos a casarse con la viuda.
antrop. levirato anticipatorio Costumbre según la cual el marido permite a su hermano menor que mantenga relaciones sexuales limitadas con su mujer.
Diccionario Enciclopédico Vox 1. © 2009 Larousse Editorial, S.L.
Traducciones

levirato

levirato
Ejemplos ?
En esas circunstancias, perder el hijo suponía para las mujeres un destino problemático (yevamah sujeta al yibbum según la ley del levirato).
Como otras etnias, los jefes eran polígamos y la calidad de jefe era hereditaria. Practicaban el «levirato» y el «sororato». El primero consiste en que al morir el marido, la viuda y los hijos pasan a depender del hermano menor del fallecido; el segundo, en que al casarse el varón, adquiere el derecho de casarse con las demás hermanas menores de la novia.
En la sociedad korowai se encuentran las formas de levirato institucional y predominio de relaciones avunculares, así como un tipo de relaciones para evitarse entre afinines.
Este respondió con prontitud y siguió el trámite legal acostumbrado para recomprar a Noemí la propiedad de Elimélec. De modo que de acuerdo con la ley de levirato o matrimonio de cuñado, Rut llegó a ser la esposa de Boaz en favor de Noemí.
Esta costumbre ha revivido en épocas de especial penuria económica, como durante la Segunda Guerra Mundial, en cuyo transcurso ocurrió un renacimiento del levirato en Asia central.
Ludmila Gmyrya, historiadora del Daguestán, afirma que en esta república de la Federación Rusa el levirato sobrevivió hasta cerca de 1950.
Un ejemplo de matrimonio bíblico por levirato es Onán –hijo de Judá–, quien fue maldecido hasta la muerte porque, durante el acto sexual con Tamar, siempre evitó la concepción.
En el libro testifica que, tras la muerte de un hombre, uno de sus familiares, normalmente un hermano, ya sea mayor o menor, se casa con la viuda. La costumbre del levirato sobrevivió en la sociedad de los hunos del noreste del Cáucaso hasta el siglo VII.
Para explicar la longevidad de más de dos milenos del levirato en las sociedades nómadas, el historiador soviético Khazanov propone razones económicas: «heredar» una esposa como parte de la «propiedad» del difunto es una manera de dar respuesta a las necesidades de educación y de alimentación tanto de la mujer como de los posibles hijos.
El casamiento de Rut es semejante, aunque debe no considerarse matrimonio por levirato. Se desposa con un pariente cercano que de igual modo está dispuesto a levantar descendencia para el nombre del marido fallecido, aunque no es hermano del difunto.
El historiador armenio Movses Kalankatuatsi expone que los savirs, una de las tribus hunas del entorno, eran habitualmente monógamos, pero en algunas ocasiones, al morir un hermano de un hombre casado, éste podía tomar como esposa a la viuda. Kalankatuatsi describe la modalidad del matrimonio por levirato acostumbrado por los hunos.
En la obra de Unamuno La tía Tula, publicada en 1921, las costumbres del levirato y del sororato (matrimonio de un varón con una o más hermanas —no suyas, desde luego; esto degeneraría en adelfogamia—) constituyen el sustrato antropológico, concretamente antropología del parentesco, en el que se manifiesta la represión sexual de la época.