lanzarse

lanzarse

(lan'θaɾse)
verbo pronominal
1. dirigirse violenta y precipitadamente contra alguien o algo El ejército se lanzó contra el enemigo.
2. empezar algo con mucho ánimo y decisión Se lanzó a estudiar idiomas.
3. iniciar una acción de manera intensa o aumentar la intensidad con que se desarrollaba Un grupo de aventureros se lanzó a la búsqueda de un antiguo tesoro.
Traducciones

lanzarse

throw oneself, to undertake, dart, plunge, dash, jump
Ejemplos ?
De inmediato se movió para echarse en él, pero al verlo tan grande y encendido, al sentir el calor de aquellos cientos de brazos ardientes, tuvo miedo y se arrepintió. No osó lanzarse.
Y los AZTECAS reunidos en torno de los sabios se estremecieron ante esas palabras que les invitaba a salir del ostracismo y a lanzarse a la aventura, pero mucho más se conmovieron, cuando miraron el fulgor extraordinario de un colibrí azul que revoloteaba sobre ellos un momento y luego se iba vertiginosamente hacia el sur diciendo: -Tihui, tihui.
El pregón famoso que iba a dar, no acertó siquiera a pronunciarlo. Lo único que pudo hacer fue correr y lanzarse al agua. Cuando el puma y sus demás amigos vieron que la zorra se metía al lago, creyeron que iba persiguiendo al chapulín y envalentonados, pegando rugidos espantosos, corrieron hasta donde la ya picoteada había saltado.
Iba cubierto con una vestidura de cristal, con una armadura de espejos en la que se reflejaba el sol, rodeándolo con un nimbo de deslumbrantes rayos. La bestia, que iba a lanzarse sobre él, parpadeó temblorosa, deslumbrada, y comenzó a retroceder.
¿Es que realmente no hay nadie cerca de usted que recuerde a sus camaradas y les persuada de que tales medidas representan un retorno al peor perfodo de la Edad Media y de las guerras religiosas, y es totalmente decepcionante de gente que se ha echado a cuestas la creación de la sociedad en consonancia con los principios comunistas? Cualquier persona que ame el futuro del comunismo no puede lanzarse a lograrlo con tales medidas.
La guerra no es, en el concepto sereno de los que aún hoy la representan, y de la revolución pública y responsable que los eligió el insano triunfo de un partido cubano sobre otro, o la humillación siquiera de un grupo equivocado de cubanos; sino la demostración solemne de la voluntad de un país harto probado en la guerra anterior para lanzarse a la ligera en un conflicto sólo terminable por la victoria o el sepulcro...
Estaban alegres, a pesar de asistir a un entierro, pero bien sabían que el difunto estaba ya en el cielo, tenía alas mucho mayores y más hermosas que las suyas, y era dichoso, porque acá en la Tierra había practicado la virtud; por eso estaban alegres. Juan los vio emprender el vuelo desde las altas ramas verdes, y sintió el deseo de lanzarse al espacio con ellos.
«Mientras es joven -dice-, mientras lleve Deseo el corazón y oro el bolsillo, Lanzarse el hombre a los deleites debe Del sol de su fortuna al falso brillo.
Sin embargo, Don Ismael permanecía inconforme y miraba otra vez nuevos horizontes para lanzarse hacia aquellos que sean más amplios y civilizados.
Bien enterado Cafetera de los azares y estatutos de su nueva profesión, no quiso lanzarse a ella sin prevenirse antes contra las eventualidades.
Su lectura referida eran libros sobre fenómenos de la Naturaleza, del sol y las estrellas; eran para él los cuentos más bellos. ¡Qué dicha poder salir en viajes de descubrimiento, o inventar el modo de imitar a las aves y lanzarse a volar!
Tuve la gran tristeza vegetal, el amor a las alas. Para poder lanzarse con los vientos a las estrellas blancas. Pero mi corazón en las raíces triste me murmuraba: "Si no comprendes a los manantiales, ¡muere y troncha tus ramas"!