jilguero

(redireccionado de jilgueros)
También se encuentra en: Sinónimos.

jilguero

(Del ant. sirguero < sirgo, paño de seda.)
s. m. ZOOLOGÍA Pájaro fringílido, con la cara de color rojo, plumaje amarillo, blanco y negro en cabeza, alas y cola, y de canto muy melodioso. colorín
NOTA: Nombre científico: (Carduelis carduelis.)

jilguero

 
m. zool. Ave paseriforme de la familia fringílidos (Carduelis carduelis), distinguible por su máscara de color rojo oscuro en el rostro; se halla en Europa, Asia y N de África.

jilguero

(xil'γeɾo)
sustantivo masculino
pájaro de plumaje pardo apreciado por su canto la canción del jilguero
Sinónimos

jilguero

sustantivo masculino

jilguero:

cardelinasietecolores, colorín, pintadillo, pintacilgo,
Traducciones

jilguero

حسون

jilguero

щиглец

jilguero

cadernera

jilguero

stehlík obecný

jilguero

stillits

jilguero

kardelo

jilguero

سهره

jilguero

tikli

jilguero

chardonneret

jilguero

חוחית

jilguero

tengelic

jilguero

ゴシキヒワ

jilguero

carduelis

jilguero

dagilis

jilguero

stillits

jilguero

szczygieł

jilguero

pintasilgo

jilguero

sticleţ, sticlete

jilguero

steglits

jilguero

saka, saka kuşu, sakakuşu

jilguero

金翅, 金翅雀

jilguero

SMgoldfinch
¡mi jilguero!my angel!
Ejemplos ?
Ingenioso es y de buen hilo, incluso si por las aves enfermo está. Yo a él ya tres jilgueros le maté y le dije que la comadreja se los comió.
Tu campo es un tapete, tus bosques son macetas, tus flores, inodoras, tus cefirillos, hielan; de trapo son tus ninfas, tus pastores, horteras, gorriones tus jilgueros; y tu cascada horrenda, del carcomido techo que a tu numen alberga, por más que la levantes es húmeda gotera.
Fauna y Flora: Pueblo Viejo Momostenango posee una vasta extensión de bosques de arboles de pino, ciprés, robles, encinos, alizo (abedul) resaltando que la Comunidad Herrera posee la mayor parte donde aun viven especies animales como: venados, coyotes, conejos mapaches, gato de monte, ardillas, gavilanes, palomas silvestres, pájaros carpinteros, gorriones, calandrias, guardabarrancos, jilgueros, cenzontles, chorchas, tecolotes y ocasionalmente en invierno los chocoyos y en verano las golondrinas.
Ni un día dejó de encaramarse al árbol, para contemplar el cestillo donde palpitaban las crías, bien ajenas de que eran presa declarada para aquel conquistador de ojos azules y cabellos rubios, que el aire peinaba en caracoles. Más ajenos aún de la acechanza vivían los jilgueros padres.
Apenas puesta por Manolo la jaula en el alféizar del campesino ventanal, los dos jilgueros, sin aguardar que se retirara el muchacho, sin temor al daño que éste pudiera hacerles, se aferraron a los barrotes, metiendo por entre ellos sus picos, buscando las bocas de las crías: dijérase que las besaban.
Llegábanse a ella los jilgueros y procuraban forzar los mimbres con sus garras y con sus picos; después, viendo lo inútil de su afán, abrían las alas y se alejaban rápidos, silenciosos, sin que un gorjeo alegrara su viaje.
Aquí lobos voraces, allí ovejas: Más alla perros, gatos, comadrejas, Elefantes, ratones y mosquitos...., En otra parte lindos pajaritos, Jilgueros, gallos, garzas, grullas, gansos; En otra division trigo y garbanzos, Maiz, arroz, cebada....
Fue al medio día, mientras almorzaba con sus padres Manolo. Los jilgueros llegaron a la jaula, cuyos mimbres rechinaban acariciados por el viento.
Allí, oculto por un cortinón de fragantes y húmedas hojas, estaba el nido que fabricaron dos jilgueros, acolchado con sus plumas para más lujo de las crías.
—Siempre jovial y de buen humor compadre. A propósito: ¿cree Vd. que echaremos el guante á esos jilgueros? —No veo ninguna dificultad, á no ser que Vd.
Hay aguas claras corrientes que van rumoreando a lo largo, y hay dentro de lo verde avecillas que cantan — verderones, jilgueros, oropéndolas y algún sublime ruiseñor.
El rumor del riachuelo y de la fuente rimaba sus horas con una melancolía musical. El hermanito chico y los jilgueros gorjeadores la eran indiferentes.