innúmero

(redireccionado de innúmeras)
También se encuentra en: Sinónimos.

innúmero, -ra

 
adj. Innumerable.
Sinónimos
Ejemplos ?
Las innúmeras ramillas, en verano invisibles por las hojas, destacaban ahora con toda precisión; era un encaje cegador, que brillaba en cada ramita.
Que Dios corona a los reyes para que a mundos mejores lleven innúmeras greyes, mejor que atadas con leyes, sueltas en cursos de amores.
Y Dios manda crecer en copia grande Los peces de la mar y las ballenas, Y poblando la selva y las arenas De innúmeras feroces alimañas, Hace que dé la tierra a aves y fieras El fruto bienhechor de sus entrañas.
¡Blanco e imán de innúmeras miradas sois; a entusiastas gritos hacéis abrirse innumerables labios, y en sublime patriótico alborozo palpitar corazones infinitos!
Siendo ésta nuevamente una afirmación contra la que habrán de elevarse innúmeras objeciones, someteré aquí al análisis una serie de sueños «inocentes», aprovechando al mismo tiempo la ocasión para mostrar prácticamente la labor de la deformación onírica.
Es la gloria, quimera que el hombre ama, de otro volcán Pocatepelt la llama. ¿Qué fué de las innúmeras legiones que impusieron la ley á otras naciones V ¿Qué de los tronos?
Parecía que hubiesen espolvoreado el paisaje con polvos de diamante, y que grandes piedras preciosas brillasen sobre la capa de nieve. El centelleo hacía pensar en innúmeras lucecitas ardientes, más blancas aún que la blanca nieve.
Si esto fuere espectáculo del mundo, el globo de la tierra ha debido abrir su planisferio, sin perder por ello sus innúmeras sinuosidades.
I He admirado el hormiguero cuando henchían su granero las innúmeras hormigas. He observado su tarea bajo el fuego que caldea la estación de las espigas.
Acercóse a cada uno de sus capitanes para animarlos —a Mestles, Glauco, Medonte, Tersíloco, Asteropeo, Disenor, Hipótoo, Forcis, Cromio y el augur Enomo— y los instigó con estas aladas palabras: —Oíd, tribus innúmeras de aliados que habitáis alrededor de Troya!
Londres, 11 de octubre Dos meses de vida en la ciudad monstruo, no visitada en mi última permanencia en Europa y de la cual guardaba la confusa impresión recibida, hace once años; dos meses que se han deslizado rápidos entre las innúmeras diligencias que requirió la venta de las minas, y la ansiedad con que esperé inútilmente respuesta a mis telegramas dirigidos a todos los grandes hoteles de Europa; y a las cartas en que solicité en vano de algunas agencias de informes datos acerca del paradero de Scilly y de su hija.
La negra pavesa vuela y aglomerada en un cuerpo solo se densa y forma coge y toma el color 605 y el ánima del fuego: la levedad suya le presta alas, y al principio semejante a un ave, luego verdadera ave, resonó con sus alas: al par sonaron sus hermanas innúmeras, de las cuales es el mismo su natal origen, y tres veces la hoguera lustran y consonante sale a las auras 610 tres veces un plañido, a la cuarta voladura separan sus cuarteles.