hullero

hullero, a

adj. MINERALOGÍA De la hulla o que tiene hulla encontraron una mina hullera.
Traducciones

hullero

coal

hullero

ADJcoal antes de s
Ejemplos ?
La compañía fue constituida originalmente en 1890 como Sociedad del Ferrocarril Hullero de La Robla a Valmaseda, financiado por los industriales Enrique Aresti y Victoriano Zabalinchaurreta.
FERNÁNDEZ DÍAZ-SARABIA, Pedro (2004): "El Ferrocarril de La Robla", en Miguel Muñoz Rubio y Rafael Alcaide González (eds.), Historia de los Ferrocarriles de Vía Estrecha en España, Fundación de los Ferrocarriles Españoles, Madrid. ISBN 84-88959-77-X GARAIKOETXEA, Arantza (1994): El ferrocarril de la Robla: Cien años del hullero, 1894-1994, S.C.D.
Hay que distinguir tres grupos: los Acantódidos, los Proselacios (exclusivamente fósiles) y los Selacios con algunas especies fósiles y otras vivientes. El género tipo, Acanthodus abunda en la arenisca roja del devónico, en el hullero y en las pizarras bituminosas del pérmico.
El yacimiento hullero de La Camocha se sitúa al sur de la villa de Gijón, entre las parroquias gijonesas de Huerces y Vega, aislado del resto de cuencas carboníferas de Asturias.
Se inició pues, la creación de los ferrocarriles industriales, tres de los cuales afectarían muy directamente a Güeñes: el ferrocarril hullero de La Robla-Valmaseda, el ferrocarril Bilbao-Santander y sobre todo el ferrocarril del Cadagua.
En el hullero aprovechado en La Foz de Morcín surgen potentes conglomerados que están basadas en la presencia de pudingas, rocas formadas por cantos rodados de cuarcita embebidas en una matriz arenosa.
El desarrollo industrial de Guardo fue paralelo al descubrimiento del carbón en la comarca a finales del siglo XIX y la construcción del ferrocarril de vía estrecha La Robla-Bilbao, llamado "El hullero", que ponía dicho carbón en puertos de mar como Santander y Bilbao y, sobre todo, en los Altos Hornos de Vizcaya.
Antonio López y López, I marqués de Comillas, presidente del Compañía Transatlántica Española y con intereses en la compañía del Norte emprendió en 1884 su negocio hullero en el concejo de Aller, para suministrar carbón a sus empresas.
El líder Manuel Llaneza transigirá' ante estas medidas solicitando al gobierno medidas proteccionistas para el sector hullero, lo que provoca el descontento entre los afiliados, abriéndose un periodo de conflictos internos en que el propio Manuel Llaneza será apartado de la dirección del Sindicato en 1921.
Así es que cuando delante de Bruck nombraban alguna región de nuestra patria, Asturias, Galicia, Málaga, Sevilla, no se le ocurría nunca exclamar: «¡Hermoso país!», «¡Costa pintoresca!», «¡Cielo azul!», «¡Qué poéticas son las Delicias!», o «¡Qué bonito el Alcázar!», como nos sucede a cada hijo de vecino, sino que las ideas que acudían a su mente y brotarían de sus labios si Bruck fuese locuaz, eran, sobre poco más o menos, del tenor siguiente: «Terreno hullero», «Buen yacimiento de gneiss», «Terreno triásico», «Formación cuaternaria».
En 2006 obtuvo el premio al mejor documental y la mejor Direction en el Festival de Cine Industrial de Gijón por el documental producido por TVE Vida y muerte: resurrección de un tren. El hullero cabalga de nuevo (2005).
Entre finales de siglo y principios del XX, el desarrollo de la minería del carbón la convirtió en nudo comercial y de comunicaciones fundamental en todo el noroeste, con el desarrollo de diversas infraestructuras, entre las que destacan la construcción de su estación de ferrocarril (luego propiedad de Renfe y hoy, de Adif) para vías de Ancho Ibérico, y el trazado de una línea de Ferrocarril de vía estrecha (luego Feve), conocida como El hullero, que, desde León, conectaba las principales zonas de extracción carbonífera con el núcleo industrial de Bilbao.