huida


También se encuentra en: Sinónimos.

huida

1. s. f. Acción y resultado de huir los funcionarios de la prisión abortaron el intento de huida de los reclusos. abandono, escape, fuga, evasión
2. CONSTRUCCIÓN Espacio, hueco u holgura dejada en los agujeros donde hay que meter maderos para poder sacarlos y meterlos con facilidad.
3. EQUITACIÓN Apartamiento brusco del caballo de la dirección en que lo lleva el jinete.

huida

 
f. Acción de huir.
Ensanche que se deja en mechinales y otros agujeros.
Acción de apartarse el caballo, súbita y violentamente, de la dirección en que lo lleva el jinete.
fig.Subterfugio, pretexto.

huida

('ujða)
sustantivo femenino
acto de huir Durante la huida, el ladrón se deshizo de la cartera.
Sinónimos

huida

sustantivo femenino
Traducciones

huida

fuite

huida

fuga

huida

únik

huida

flugt

huida

pako

huida

bijeg

huida

逃亡

huida

탈출

huida

flukt

huida

fuga

huida

flykt

huida

การหลบหนี

huida

sự trốn thoát

huida

полет

huida

飛行

huida

SF
1. (= fuga) → escape, flight (liter)
tras la huida del generalfollowing the general's escape
la huida de Egipto (Biblia) → the flight from Egypt
los refugiados abandonaron muchas de sus posesiones en la huidathe refugees abandoned many of their possessions when they fled
no consiguieron evitar la huida de los prisionerosthey were unable to prevent the prisoners from getting away o escapingthey were unable to prevent the prisoners' escape
el plan es una huida hacia adelantethe plan is a bit of a leap in the dark
emprender la huidato take flight
2. [de capital, inversores] → flight
3. [de un caballo] → bolt
V tb huido
Ejemplos ?
Al día siguiente La escena brutal, la idea del asesinato, la huida, la angustia, me habían impedido leer, entendiéndola, la carta de Emilia.
Al que lleva de cabeza la huida, le priva de dormir, y espera una salida saludable incluso de pasos más difíciles, toda vez que ni se precipite antes de hora, ni, en viniendo la hora, se turbe.
¡Ay de las que estén encinta o criando en aquellos días! 24.20. Orad para que vuestra huida no suceda en invierno ni en día de sábado. 24.21.
Aquí a aterrarse la morisma empieza, los nuestros a doblar la acometida; no tiene más aquella en la cabeza que romper filas y emprender la huida.
Alargose en Pompeyo para tener tiempo de rodear de calamidades su postrera hora. Perdió en Farsalia el ejército, y a la libertad de Roma la esperanza: encomendó su salud a la huida.
En el momento de la huida, o si te agrada más, de nuestra salida, si la ley y la república misma se presentasen delante de nosotros y nos dijesen: Sócrates, ¿qué vas a hacer?
Ya Petreyo y Juba se encontraron y cayeron heridos cada uno por la mano del otro: egregia y fuerte convención del hado, pero no decente a mi grandeza, siendo tan feo a Catón pedir a otros la muerte como pedirles la vida.» Tengo por cierto que los dioses miraban con gran gozo, cuando aquel gran varón, acérrimo vengador de sí, estaba cuidando de la ajena salud, y disponiendo la huida de los otros; y cuando estaba tratando sus estudios hasta la última noche, y cuando arrimó la espada en aquel santo pecho, y cuando, esparciendo sus entrañas, sacó con su propia mano aquella purísima alma, indigna de ser manchada con hierro.
Demás de esto, ningún techo honra esta solitaria isla, ni se ofrece una salida, del piélago ciñendo las ondas. 185 Ningún cálculo de huida, ninguna esperanza: todas las cosas mudas, todas están desiertas, ostentan todas perdición.
Refiere disolución de manifestaciones pacíficas a caballazos, encarcelamientos en masa, asesinatos de hombres indefensos y mujeres inermes, niños errando por los bosques, llenos de hambre y de terror; casas abandonadas, frías, desiertas, porque en ellas ha penetrado la terrible escoba del terror oficial; bandas rurales entrando a los pueblos sorprendidos al galope de sus caballos disparando sus armas sobre el tendero que se hallaba tranquilamente a la puerta de su tienda, sobre la pobre fondista que aguardaba parroquianos, sobre todo el que no tuvo tiempo de ocultarse al escuchar el tropel de los asesinos; cuerpos desfigurados a machetazos y abandonados en las alcobas asaltadas a media noche por los esbirros; mujeres poniendo en huida vergonzosa...
A todo lo cual no respondía palabra el cura, admirado de la huida del duque, que así le pareció, que fuese huida antes que otra cosa; y no fue sino que salió a llamar a Fabio y decirle: -Corre, Fabio amigo, y a toda diligencia vuelve a Bolonia y di que al momento Lorenzo Bentibolli y los dos caballeros españoles, don Juan de Gamboa y don Antonio de Isunza, sin poner escusa alguna, vengan luego a esta aldea.
Cayé, entre risa y risa, meditaba siempre su fuga; harto ya de revirados y yoporás, que el pregusto de la huida tornaba más indigestos, deteníase aún por falta de revólver, y ciertamente, ante el winchester del capataz.
Aquellas buenas gentes no sabían una sola palabra de lo ocurrido algunas horas antes en los Chaparrales: sin duda Cayetano y los suyos habían flanqueado la venta en su huida y habían ido a guarecerse a algunos de los pueblos próximos.