homenaje

(redireccionado de homenajes)
También se encuentra en: Sinónimos.

homenaje

(Del occitano ant. omenatge < ome, hombre, vasallo.)
1. s. m. Acto público en honor de una persona o de un acontecimiento hay que organizar un banquete de homenaje a tan insigne político. celebración, fiesta
2. HISTORIA Juramento de fidelidad que se hacía a un rey o señor y por el que se establecía entre ellos una relación feudal. vasallaje
3. Actitud de respeto hacia una persona. devoción, respeto, reverencia, sumisión

homenaje

 
m. Juramento solemne de fidelidad hecho a un rey o señor.
Sumisión, veneración, respeto hacia una persona.
Acto público en honor de una o varias personas.
Don, favor, merced, obsequio.

homenaje

(ome'naxe)
sustantivo masculino
acto público realizado para demostrar admiración y respeto por alguien La ceremonia se hizo en homenaje a las víctimas del atentado.
Sinónimos

homenaje

sustantivo masculino
3 celebración, exaltación, culto*.
Por ejemplo: celebrar un homenaje, rendir homenaje a, organizar una comida homenaje.
Traducciones

homenaje

Huldigung

homenaje

omaggio

homenaje

hommage

homenaje

homenagem

homenaje

Tribute

homenaje

почит

homenaje

hyldest

homenaje

מחווה

homenaje

공물

homenaje

hyllning

homenaje

A. SM
1. (= tributo) → tribute
en homenaje a algnin honour of sb
rendir o tributar homenaje ato pay a tribute to, pay homage to
rendir el último homenajeto pay one's last respects
2. (= celebración) → celebration, gathering (in honour of sb)
3. (LAm) (= regalo) → gift, favour, favor (EEUU)
B. ADJ una cena-homenaje para don Manuela dinner in honour o (EEUU) honor of don Manuel
un concierto-homenaje para el compositora concert in honour o (EEUU) honor of the composer
libro-homenajehomage volume
partido-homenajebenefit match, testimonial game
Ejemplos ?
Los judíos más poderosos de la ciudad, prendados de su maravillosa hermosura, la habían solicitado para esposa; pero la hebrea, insensible a los homenajes de sus adoradores y a los consejos de su padre, que instaba para que eligiese un compañero antes de quedar sola en el mundo, se mantenía encerrada en un profundo silencio, sin dar más razón de su extraña conducta que el capricho de permanecer libre.
al general americano, no tardó éste con ser solicitado con el fin referido; pero el modesto general, que nada tiene que hacer con los reyes, y que no gusta de hacer la corte ni que se la hagan a él; que no aspira ni ambiciona distinciones humanas, pues que está en Europa, se puede decir, huyendo de los homenajes de catorce Repúblicas, libres en gran parte por su espada, que si no tiene corona regia, la lleva de frondosos laureles, en nada menos pensó que en aceptar el honor de ser recibido por S.
ueridos amigos: Hace tiempo hice firme promesa de rechazar toda clase de homenajes, banquetes o fiestas que se hicieran a mi modesta persona; primero, por entender que cada uno de ellos pone un ladrillo sobre nuestra tumba literaria, y segundo, porque he visto que no hay cosa más desolada que el discurso frío en nuestro honor, ni momento más triste que el aplauso organizado, aunque sea de buena fe.
Aquel nombre no me era desconocido: más de una vez habíalo oído pronunciar unido a homenajes de admiración tributados a una beldad.
Tenía la petulancia de los veinte años. Otros momentos entraba en el salón y deteníame al lado de las viejas damas, que recibían mis homenajes con timidez de doncellas.
Privada la multitud de luces necesarias, para dar su verdadero valor a todas las cosas; reducida por la condición de sus tareas a no extender sus meditaciones más allá de sus primeras necesidades; acostumbrada a ver los magistrados y jefes envueltos en un brillo que deslumbra a los demás, y los separa de su inmediación, confunde los inciensos y homenajes con la autoridad de los que los disfrutan, y jamás se detiene en buscar al jefe por los títulos que lo constituyen, sino por el boato y condecoraciones con que siempre lo ha visto distinguido.
Era un viejo cortesano que, cansado de los homenajes que recibía en el palacio de los reyes, gustaba de ir a cambiar de papel entre las putas.
Como heredero de dama tan ilustre, el joven Betanzos era el señor feudal de Azángaro. Los indios veían en él un vástago de sangre real, y tributábanle grandes homenajes.
El oro, la belleza, los halagos del mundo que tributaba culto a su piedad y homenajes a su hermosura, fueron débil valla opuesta a los designios de la Providencia.
Quiero agradecerles a todos ustedes, los homenajes, las palabras; quiero agradecerle a Lula, porque juntos también pudieron tirar abajo otro tabú que era el enfrentamiento entre Argentina y Brasil por falsos liderazgos.
De regreso a México (1952 – 1964) Su regreso a México fue el inicio de una serie de homenajes y distinciones a su destacada labor como político, diplomático y hombre de la cultura.
A nivel nacional, don Isidro se hizo merecedor de las más altas distinciones que otorga el Gobierno de la República, entre las que destacan las medallas a la Lealtad a la Patria (1932), al Mérito Revolucionario (1942), Defensores de la República y Legión de Honor (1951), para culminar con la Medalla Belisario Domínguez, que le fue otorgada por el Senado de la República en 1960. De su estado natal también recibió emotivos homenajes de agradecimiento y en 1944 fue declarado Hijo Predilecto de Atlacomulco.