heces


También se encuentra en: Sinónimos.

heces

('eθes)
sustantivo femenino plural
materia compuesta de residuos de alimentos que el organismo elimina por el ano Las heces de ciertos animales se usan como fertilizante.
Sinónimos

heces

sustantivo femenino plural
Traducciones

heces

SFPL
V hez

heces

f., pl. feces, excrement.

heces

fpl feces, stool(s), bowel move-ment(s)
Ejemplos ?
Habeis dado acogida en vuestra mesa á las heces de la pedantería, porque en toda profesion lo que siempre se presenta con mas descaro es lo que ménos merece salir á la plaza.
Fue contenta la Juliana de obedecer a su mayor; y así, todos volvieron a su gaudeamus, y en poco espacio vieron el fondo de la canasta y las heces del cuero.
Momentos ha habido de tan completa ilusión que el mismo Cervantes los hubiera acaso reconocido a entrambos. Hemos notado, no sin extrañeza, que retrogradamos a la infancia de la comedia y a las heces con que se embadurnaba Tespis.
Íbamos dando vaya a los que veíamos por el camino de la virtud más atrabajados. Hacíamos burla dellos, llamábamosles heces del mundo y desecho de la tierra.
Durcet te dirá, cuando quieras, que nosotros conocimos a un hombre que hacía lo mismo y exactamente en las mismas circunstancias, pero con un hombre de sesenta a setenta años que había que sacar de entre la peor crápula de las heces del pueblo.
Pero el vulgo infiel y la perjura meretriz echan el paso atrás, y los falsos amigos rehuyen igualmente sobrellevar tu pesado yugo si en los toneles quedan sólo las heces.
Cuanto más vil era el hombre que yo le daba, cuanto más pertenecía a las heces del pueblo, cuanto más grosera y sucia era su bota, más lo colmaba de voluptuosidad; había que poner en esos refinamientos el mismo cuidado que debería emplearse para maquillar y embellecer a una mujer.
Mas no miro, oh Jesús, dolor terreno en tu rostro sereno; y claro muestra tu mirar divino que si las agrias postrimeras heces del hondo cáliz del dolor apuras, voluntario padeces, y que eres aquel Dios que al mundo vino a salvar a sus tristes criaturas.
A llorar nos había condenado Enemigos feroces me quitaban Cuanto deseaban Mis ansias tiernas Iras eternas Han perseguido Mi pecho herido Y hoy sobre el tanto males dan de nuevo, Y hasta las heces su amargura prueban.
Lanzados del mar del mundo entre la corriente turbia Margarita, don Gonzalo, y don Juan, los tres a una las heces de los deleites apuraban en hartura, repletos hasta el hastío de sus delicias inmundas.
Sin duda, todo esto es cierto; pero vosotros no debéis ignorar que CERVANTES fué herido y cautivo por muchos en el inhospitalario suelo del África, donde apuró hasta las heces el cáliz de la amargura, viviendo con la continua amenaza de la muerte.
Que cuando a mi trabajo se concedan la gloria que los sabios le conceden; los que dejan de serlo, no lo vedan. Ni puedes más del modo que proceden, que tocar en la haz con sucias heces, mientras los tiempos desta suerte rueden.