hacer caso


Búsquedas relacionadas con hacer caso: hacer caso omiso
Traducciones

hacer caso

dare retta
Ejemplos ?
¡Son tan virtuosos! - Debíamos juntarnos todos y denunciarlos. - ¡Cómo crees que nos van hacer caso! Los hacen unos santitos. Ya casi los ven como divinos.
Nomás fíjate cómo te mira. ¡Aviéntate! - Eres bien buey. Si no le vas a hacer caso, dame chancita ¿no? - ¡Cuidado con Cuca! No la vacilen.
Ves por esto, que sentaste malos principios, cuando dijiste al principio que debíamos hacer caso de la opinión del pueblo sobre lo justo, lo bueno, lo honesto y sus contrarias.
La DEOQIS, con la SeCoSe, en combinación con la FUNESCO, RISA y ENSALCE, habían logrado cambiar los currícula para no hacer caso de imaginerías improductivas en la sociedad globalizada: Esto y nada más debe enseñarse.
Toda la tarde la pasó cerca de mí, en el andamio, sin hacer caso de sus compañeras, que parloteaban a nuestros pies, mirándome fijamente mientras se decidía a soltar la pregunta que revoloteaba en sus labios.
3º Si supieron u oyeron decir que el día siete Viernes por la mañana se embarcó el Capitán del otro Bergantín, y se vino con dirección a la Chalupa de D.n Jacobo, y de allí se dirigió a la Goletilla de la fragata inglesa, que se hallaba fondeada en este Puerto, y mandó llamar al oficial que se hallaba en tierra, en el muelle el que inmediatamente se fue a bordo de su Buque, después de haber conbersado, un largo rato, el oficial, y el capitán se volvieron a embarcar en sus Botes, y el Cap.n sin hacer caso de las autoridades de este Pueblo...
Las promesas sólo son palabras que se pierden en las ondas de los micrófonos o de las noticias. Si no hay ejemplos de lo que se pregona, ¿por qué hacer caso?
No había tiempo de reducir la velocidad, y sabía que él era un hombre muy cuidadoso. Como no pareció hacer caso del pitido, quité la marcha cuando ya nos abalanzábamos sobre él y le grité tan fuerte como pude.
¿Cuánto no se hubiera reído el mundo de un marido atento a su mujer? Adela, por otra parte, estaba demasiado bien educada para hacer caso de su marido.
Envió todavía otros siervos, con este encargo: Decid a los invitados: "Mirad, mi banquete está preparado, se han matado ya mis novillos y animales cebados, y todo está a punto; venid a la boda." 22.5. Pero ellos, sin hacer caso, se fueron el uno a su campo, el otro a su negocio; 22.6.
Que ya deje de embriagarse, que se ponga a trabajar, que esa vida no es vida... El parece hacer caso, siempre y cuando le fíe los tamales y el atole.
Que él de muy buena fe anduvo ofreciéndola a Fernando VII y a otros reyes que vinieron y que nadie hizo caso, pues nadie le iba a hacer caso.