guapo

(redireccionado de guapos)
También se encuentra en: Sinónimos.

guapo, a

(Del lat. vagga, bribón, granuja.)
1. adj. Se aplica a la persona que tiene un aspecto bello y agradable, en especial el rostro es muy guapo y además simpático. apuesto feo
2. Que va bien vestido hoy vas muy guapa. arreglado
3. coloquial Que es muy bonito, interesante o divertido te recomiendo que veas la película, es muy guapa; mira qué zapatos tan guapos me he comprado. bueno, estupendo malo
4. s. m. Hombre fanfarrón y que alardea de valentía ya llega el guapo de la clase a atemorizar a los demás. gallito modesto
5. Galán que festeja a una mujer en la picaresca.

guapo, -pa

 
adj. fam.Bien parecido.
Ostentoso en el modo de vestir.
m. Hombre pendenciero.
Galán.
(Amér.) Animoso, bizarro y resuelto.

guapo, -pa

('gwapo, -pa)
abreviación
1. persona que es físicamente apuesta y agradable Tiene un novio muy guapo y educado.
2. persona que está bien arreglada y es elegante ¡Qué guapo estás esta noche!
3. que es muy lindo, interesante o divertido Esta canción es muy guapa.
Traducciones

guapo

pen

guapo

beau

guapo

knap

guapo

נאה

guapo

A. ADJ
1. (= atractivo) [mujer] → attractive, good-looking; [hombre] → handsome, good-looking; [bebé] → beautiful
va de guapo por la vidahe thinks good looks are all he needs in life
2. (= elegante) → smart, elegant
ir guapoto look smart
qué guapo estás con ese trajeyou look really nice in that suit
3. (= bonito) → great
qué camiseta más guapawhat a great T-shirt!
¿qué tal la película? -¡muy guapa!"how was the film?" - "great! "
4. (como apelativo) ¡ven, guapo! (a un niño) → come here, love!
¡oye, guapa!hey!
¡cállate, guapo!just shut up!
5. (= valiente) → bold, dashing (Cono Sur, Méx) (= duro) → bold, tough; (= sin escrúpulos) → unscrupulous
B. SM
1. (= valiente) ¿quién es el guapo que entra primero?who's got the guts to go in first?, who's brave enough to go in first?
2. (esp LAm) (= bravucón) → bully, tough guy; (= fanfarrón) → braggart
3. (CAm) (Cine) → male lead
Ejemplos ?
Les falta la gracia que es al modo de la sal en la vianda. ¡Y no son los de la Andalucía más guapos en el arreo! ¡No es el arreo!
Sobre todo a guapos. Se les podrá negar cualquier otra condición, sin que se ofendan mayormente, pero al que se atreva a decir que tienen el cuero para negocio, si no le demuestran prácticamente lo contrario, a puñetazo limpio, para convencerlo de su crasísimo error, le paran un rodeo con los bravos 33, y los defensores de Paysandú, y los mártires de Quinteros, y los hermanos Valiente y cuantos Juanes, Pedros y Diegos han sido héroes y víctimas de los centenares de jornadas sangrientas que han saturado el espíritu nacional de tan belicosas gallardías.
Si n'os podéis pará, meté pal bolso este cacho e libreta, y al pasá por aquí mirá pal cielo, y endispués pa la tierra, y endispués de miranos con cariño, prencipiar a leegla; porqu'ella sus dirá nuestros quereles, nuestros guapos jorgorios, nuestras penas, ocurrencias mu juertes y mu jondas y cosinas mu durces y mu tiernas.
Los viejos s'apíñan, s'apiñan las viejas jaciendo la bulra de la gente nueva. S'arriscan las mozas, y van peripuestas luciendo los guapos pañuelos de sëa; goliendo a manzanas, goliendo a camuesas.
Pepe, cuando le ronque la olla, que más guapos que usted he visto en ese trance clamar por los auxilios de la iglesia -arguyó uno de los presentes.
-El caballo no es malejo, aunque podía ser mejor, y con él me quedo. Ahora, padre, uno de estos guapos lo sacará del monte y lo pondrá en el camino para que siga a pie su viaje.
Todos son Otamendi o Camacaro, dos guapos de la época de la independencia que contaban con mucho aplomo que de una lanzada traspasaban, como San Jorge, al mismo Lucifer.
l general Jacinto Lara era uno de los más guapos llaneros de Venezuela y el hombre más burdo y desvergonzado que Dios echara sobre la tierra; lo acredita la famosa proclama que dirigió a su división al romperse los fueros en Ayacucho.
Cielito, cielo que sí, cielo de la madriguera, cuanto el godo pestañó quedó como tapadera. Peleó con mucho coraje la soldadesca de España, habían sido guapos viejos pero no por la mañana.
Míster Wickfield, sin levantarse, lo miró pensativo mientras se marchaba. Maldon era uno de esos muchachos superficiales, guapos, charlatanes y de aspecto confiado y atrevido.
Allí, el café y los licores les fueron presentados por una cuadrilla encantadora: estaba compuesta por los guapos muchachos Adonis y Jacinto y por las muchachas Zelmira y Fanny.
Habían llegado cincuenta; entre los veinte más gordos se escogieron los ocho más jóvenes y guapos, y de estos ocho, como sólo se mencionarán a los cuatro que lo tenían más grande, me contentaré con nombrarlos.