guadarnés

guadarnés, a

1. s. EQUITACIÓN Persona que cuida de las guarniciones, sillas y demás aderezos de las caballerías.
2. s. m. EQUITACIÓN Lugar donde se guardan las guarniciones de los caballos. cuadra
3. Especie de museo de armas. armería
NOTA: En plural: guadarnés

guadarnés

 
m. Lugar donde se guardan los arneses.
Sujeto que cuida de ellos.
Ejemplos ?
Disponen de unas modernas instalaciones, que incluyen patio de sementales, guadarnés de lujo, museo cochera, picadero cubierto, picaderos descubiertos, nave de yeguas, parideras, clínica (sala de exploración, laboratorio y quirófano) y praderas.
En la zona más oculta del palacio se encuentra una estancia que, por su ubicación y características, se ha considerado que en ella se pudieron realizar funciones de cochera, caballerizas o guadarnés, entre otras.
El palacio está distribuido en dos plantas, cuenta con ocho salones de diferentes formas y capacidades (Salón de Conde, Salón de Carruajes, Salón de Condesa, Salón de Catedral, Salón de Galería, Torreón calle Cáceres, Torreón de la Muralla y Salón del Guadarnés y Archivos), con un claustro central y amplios jardines renacentistas.
Se le conoció como «La Posada» y pasó desde entonces a centralizar el intenso tráfico agrícola de la explotación, al modo de las clásicas haciendas de la comarca: cuadra, pajar, tinao (establo para los bueyes), gañanía, vivienda de caseros, almazara, patio de labor, guadarnés, sala de máquinas, etc.
Había asimismo un Guadarnés para el cuidado de las sillas, guarniciones, aderezos y todo lo demás que corresponde a la Caballeriza y sus oficios de manos y para la suministración por menor a los cuarteles que se componía de un jefe, de dos Ayudas, de un Mozo de oficio y del número competente de Mozos ordinarios para la fatiga de la limpieza y aseo de todos sus efectos.
Las Reales Caballerizas estaban conformadas por Capilla, Guadarnés General, Guadarnés de diario, Enfermería de ganado, Cuadras, Herrería, Pajares, Picadero, Cocherones de Gala (con 13 carrozas de gala) y diario (con 122 coches), Talleres de reparación de automóviles (con 13 automóviles, 2 omnibuses y 5 camiones), guarniciones y vestuario así como 142 habitaciones para empleados de las mismas.
Son de su mano el gran mural de la fachada, los seis de los “ojos de buey” en el picadero, el zócalo del patio ochavado del guadarnés, la esfera del reloj, los frontales de las pilas abrevaderos, el árbol genealógico de “Valeroso”, el caballo fundador de la Real Escuela; el mural con las sextinas reales de Rafael Alberti dedicadas a los caballos andaluces y toda la cerámica del conjunto.
Originariamente, estuvo constituido por la siguientes dependencias: Apeadero, carroceras, salones, panadería, patios, oratorio, guadarnés, casapuerta, jardín, cocina, escalera principal, caballerizas (con entrada independiente) y casa de labor.
Cada animal se agitaba en su compartimento cuando se pasaba cerca de él chasqueando la lengua. El suelo del guadarnés brillaba a la vista como el de un salón.