griterío


También se encuentra en: Sinónimos.

griterío

s. m. Confusión de voces de personas que hablan alto o que gritan el griterío de la fiesta no nos dejaba dormir. vocerío
NOTA: También se escribe: gritería
Sinónimos
Traducciones

griterío

weinen

griterío

piangere

griterío

плач

griterío

huilen

griterío

Pláč

griterío

בוכה

griterío

울고

griterío

SMshouting, uproar
Ejemplos ?
Ino por otra parte consiguió desgarrar sus carnes, y Autónoe y toda la turba de las bacantes se echó encima, y todo con griterío, él gimiendo mientras pudo tener aliento, ellas gritando victoria.
Soy culpable de todo lo que digo en el silencio, de todo lo que hago en el fastidio, de todo lo que callo en griterío, de todo lo marchito en mis inciensos.
Por eso la verdadera primera parte de esta obra se titulará precisamente «Los discursos ( Reden ) de Zaratustra». : pues en este punto le interrumpió el griterío y el placer de la multitud.
Los hongos se asoman como orejas de perro pequinés y se pierden estas callambas entre un griterío tumultuoso de animales salvajes y una garrulería interminable de la naturaleza.
arta LVINingún ruido puede impedir al sabio estudiar Así me muera, si el silencio es tan necesario como parece al hombre retirado con sus estudios. Veme aquí envuelto de un griterío abigarrado: habito encima de unos baños.
Dispongo de medios suficientes para la defensa. Apenas concluyó esta respuesta Otaduy, sonó a lo lejos un griterío infernal. Se dispararon varias escopetas y se observó que avanzaban los rebeldes, zancajeando a través del bosque.
Le oí referir su impresión, el 2 de Febrero del 52, al ver aproximarse á ella la terrible figura del clérigo Merino, impresión más de sorpresa que de espanto, y su inconsciencia de la trágica escena por el desvanecimiento que sufrió, efecto, más que de la herida, del griterío que estalló en torno suyo y del terror de los cortesanos.
Como el griterío de una muchedumbre alborotada que contesta á ultrajantes alusiones, suena el chín-chín de numerosas cigarras moviendo sus cimbalillos entre las cortinas del follaje.
Enunciados que se entretejen en uno solo superficial patente y que sin embargo conforma la madeja latente de un griterío íntimo ante el encuentro del patriarca que muere entre agoreros gallinazos repetidores de una vida huérfana hambrienta de ternuras maternales endurecida por la mano férrea que manda porque lo dice y se hace porque sí sin peros válidos.
Recordáis como él Oyó que los cielos se llenaban de un griterío, Y cayó un espantoso rocío Desde las flotas aéreas de las naciones, Luchando en medio del azul.
Formadas en fila, las mujeres siguieron al cantero, y apenas fuera de la casa, alzaron las voces, el griterío obligado en todo entierro de aldea, lúgubre cuando acompañan a un adulto, regocijado cuando se trata de un niño.
-pidieron unos, mientras los otros gritaban-: ¡Klumpe-Dumpe! ¡Menudo griterío y alboroto se armó! Sólo el abeto permanecía callado, pensando: «¿y yo, no cuento para nada?