granuja

(redireccionado de granujas)
También se encuentra en: Sinónimos.

granuja

1. s. m. y f. Niño con picardía o malicia infantil eres un granuja, quieres engañarme. bribón, pillo
2. Persona que engaña con habilidad y en provecho propio se asoció con un granuja que lo arruinó. sinvergüenza
3. AGRICULTURA Uva separada del racimo.
4. BOTÁNICA Granillo interior de la uva y de otras frutas.

granuja

 
f. Uva desgranada.
Granillo interior de algunas frutas.
Granujería (conjunto de pilluelos).
m. Muchacho vagabundo, pilluelo.
Bribón, pícaro.

granuja

(gɾa'nuxa)
sustantivo masculino
persona que usa su astucia para engañar o cometer delitos menores Su hijo menor es un granuja, quiso venderme un televisor averiado.
Sinónimos
Traducciones

granuja

Halunke, Schalk

granuja

A. SMF (= bribón) → rogue; (dicho con afecto) → rascal; (= pilluelo) → urchin, ragamuffin
B. SF (= uvas) → loose grapes pl; (= semilla) → grape seed
Ejemplos ?
cido por la adversidad, inspiraba respeto, pero cuando sonreía, súbitamente su alargado semblante se llenaba de tanta luz e ingenuidad que hasta a los granujas más recios les temblaban las manos.
Cuando los granujas trasegaron a sus estómagos, en dos sorbos, las pócimas infames que les sirvió el tabernero, pagó Pipa el gasto con la media peseta, más un cuarto que sacó de un pliegue de su mugriento gorro, y salieron todos a la calle.
Gime, herida, la infeliz; lloran asustados los granujas, y el iracundo marinero sale al balconcillo renegando de su estrella y maldiciendo a su mujer.
os despedimos de él dieciséis años ha, y ya era viejo entonces. Iba Muelle arriba, descollando su gigantesca arboladura sobre un enjambre de pescadoras y granujas que le rodeaban.
Y bajó en línea recta, arrastrado por sus zapatos nuevos, y en su caída al abismo de los barcos rotos y los esqueletos devorados, el cerebro, cada vez más envuelto en densas neblinas, iba repitiendo: —Padre nuestro... Padre nuestro... ¡ladrones! ¡granujas! ¡Me han abandonado!
Como la humanidad no cambia en absoluto se puede decir, como un antiguo autor, que cuantos menos granujas hay en galeras más hay fuera.
En efecto, la puerta de la casa rectoral rechinó, apareció el padre Bournisien, los niños escaparon en pelotón a la iglesia. ¡Esos granujas!
No bien asomamos las narices a la puerta, calla el discordante y atronador coro que forman los granujas lectores, quítase el maestro las gafas, pónese de pie, hacen lo propio sus discípulos, y todos a la vez, hincando una rodilla en tierra, exclaman a grandes voces: -¡Alabado sea el Santísimo Sacramento del Altar!
Y los lugareños, mal contenidos por el señor alcalde, cayeron sobre la mujer a gritos, a insultos, a dicterios y maldiciones. ¡Ladrona!... ¡Ladrona!... ¡Hembra de granujas!... ¡Espía de cuatreros! ¡No te escaparás sin lo tuyo!...
Es imposible ser inocente en un calabozo. Felicitémonos de que la policía no sea amable con los honrados; es el único modo de que tampoco lo sea con los granujas.
Los dólares de Morgan, Carnegie, Rockefeller y demás multimillonarios yanquis quedarían divididos entre los granujas, los mendigos y los proletarios de Estados Unidos; la misma suerte correrían en Francia los francos de Rothschild y en todo el mundo el dinero de todos los ricos.
Esto lo hacía mirando de través y moviendo los brazos a semejanza de ciertos artistas de cinematógrafo que actúan de granujas en barrios de murallas grises.