grafema

(redireccionado de grafemas)

grafema

s. m. LINGÜÍSTICA Unidad mínima de un sistema de representación gráfica de una lengua que, en el sistema alfabético, se corresponde con las letras del alfabeto.

grafema

 
m. ling. Unidad mínima segmentable en la cadena gráfica escrita de representación de la lengua.

grafema

(gɾa'fema)
sustantivo masculino
lingüística unidad mínima e indivisible de la escritura "X", "y" y "z" son grafemas.
Traducciones

grafema

grafema
Ejemplos ?
Un ejemplo de sigloide que incorpora varios grafemas de un término es RENFE (o ReNFE), Re d N acional de F errocarriles E spañoles.
La definición de Unicode añade una serie de notas explicativas animando al lector a distinguir entre caracteres, grafemas y glifos, entre otras cosas.
Acaso la obsesión lecturista per se, de los ansiosos de logros lectores, es, de modo paradójico, el motivo que frena a los estudiantes para no entrar con fluidez a los textos y como presos de leer, convertida la pedantería lectora en un desatino, escapan de la cárcel de los grafemas que en el mundo de hoy, ya nada les dice, debido a un distanciamiento que la propia escuela ha propiciado: un mundo sin referentes culturales (pregúntese a cualquier nacido a fines del siglo XX sobre la memoria histórica general, desde la vida cotidiana a la “oficial” y la respuesta es el vacío informativo.
La ortografía se refiere más a las grafías que a los grafemas, por ello hay que practicar con palabras “completas” en la producción de textos si queremos mejorar nuestra competencia ortográfica.
De donde se ve, qué ni che, ni elle, ni eñe, entre otras letras, aparecían, pues tales grafemas no correspondían a fonemas existentes en el latín, pero que sí surgieron con el tiempo en las lenguas derivadas del idioma de los romanos y que se fueron hablando en los dominios de su imperio.
Por mayor o menor extensión en sus enunciados; por más o menos originalidad en la distribución de sus grafemas; por máxima o mínima intención estética que contenga, la literatura siempre, como todo el arte, corresponderá a una determinada transformación equivalente a la realidad socio histórica, de aquí que una lectura sintagmática llevará implícita indefectiblemente una lectura paradigmática, donde la estructura profunda irradiará múltiples interpretaciones de honda raigambre semasiológica para la estructura superficial que todo lector, descifrador, tiene como reto.
Yo he dirigido a mis estudiantes con un concepto experimental cognitivo: la ortografía se aprende escribiendo y reflexionando sobre los grafemas adecuados; así, lo que se ha leído, y no al revés, puede ser recuperado por el escribiente y fijarlo en sus memorias funcional, motriz y visual, y transferirlo a la de largo plazo.
Es así como se origina el cambio de fonemas y grafemas que se ven en celulares, en chats, en cartas, en correos electrónicos y en publicidad.
Afirmamos que de esta manera se incentiva a que el alumno desarrolle su creatividad (estimulando su imaginación), realizando un reconocimiento gráfico-verbal (que consiste en relacionar grafemas con fonemas), y además se favorece a la ampliación del léxico (adoptando nuevas palabras).
Realizar dictado de las palabras que ya conoce, procurar que lo haga sólo y con la menor ayuda posible para corroborar que identifica adecuadamente los fonemas y grafemas de cada palabra.
Las evoluciones fonéticas de una lengua se crean a un ritmo diferente de la evolución escrita. La escritura alfabética no garantiza una correspondencia unívoca entre los fonemas y los grafemas.
Nótese que cada uno de los grafemas se usa para transcribir dos fonemas diferentes, mientras que transcribe tres fonemas diferentes, esto se debe a que en estadios más tardíos de arameo las distinciones fonémicas originales se perdieron.