gingivitis


También se encuentra en: Sinónimos.

gingivitis

s. f. MEDICINA Inflamación de las encías que se manifiesta por la coloración roja de la mucosa y la hinchazón de las papilas.
NOTA: En plural: gingivitis

gingivitis

 
f. med. Inflamación de las en cías.

gingivitis

(xinxiβitis)
sustantivo femenino
medicina inflamación de las encías Su odontólogo le recomendó un dentífrico especial para la gingivitis.
Sinónimos

gingivitis:

piorrea
Traducciones

gingivitis

gengivite

gingivitis

Gingivitis

gingivitis

التهاب اللثة

gingivitis

Gingivit

gingivitis

SF INVgingivitis

gin·gi·vi·tis

f. gingivitis, infl. of the gums.

gingivitis

f gingivitis; — ulcerativa necrotizante aguda acute necrotizing ulcerative gingivitis
Ejemplos ?
Por su acción demulcente, está indicado su uso tópico en quemaduras, abscesos, forúnculos, gingivitis y faringitis.Debido a su abundancia de mucílagos, puede verse reducida la absorción de otras substancias medicamentosas, si se toman al mismo tiempo.
Aunque es popularmente conocido como antiséptico, en realidad se trata de un fluido calmante, y las bacterias crecen sin problemas en contacto con él.; Gluconato de clorhexidina: Un derivado de la biguanidina, usado en concentraciones de 0.5 - 4.0% solo, o en menor concentración combinado con otros compuestos, como alcoholes. Se usa como antiséptico en la piel y para tratar inflamaciones de las encías (gingivitis).
Si no se da el adecuado tratamiento puede transformarse en periodontitis, ya que la gingivitis no se cura espontáneamente. Se ha determinado que los factores de riesgo más frecuentes de la enfermedad periodontal son: Predisposición genética Microorganismos patógenos Medio propicio y hábitos como tabaquismo Son predictores de riesgo: El consumo frecuente de alimentos ricos en azúcares (glúcidos) o (carbohidratos) favorece la adhesión microbiana y una fermentación con producción ácida y la continua carga de toxinas bacterianas.
Dicho de otro modo una vez establecida la gingivitis puede mantenerse como tal durante días, meses o años. Si se trata, la sintomatología desaparece y se restablecen perfectamente a las condiciones que existían antes de la enfermedad sin dejar secuelas.
A pesar de que el estudio proporciona una asociación estadística a largo plazo entre la enfermedad periodontal y el cáncer pancreático, no pudo determinarse una relación causa-efecto definitiva entre los dos padecimientos. La gingivitis es la inflamación de las encias.
Los signos más comunes de su presencia son: enrojecimiento, hinchazón y sangrado de las encías. La gingivitis es una enfermedad reversible y evitable si se aplica una correcta higiene bucal.
Las fibras supracrestales están parcialmente destruidas pero el límite apical se conserva íntegro. Todos estos cambios se manifiestan clínicamente como una gingivitis.
La gingivitis no tratada provocará que la inflamación se extienda hacia la profundidad del periodonto dañando la inserción epitelial, el ligamento periodontal y el hueso alveolar.
La periodontitis es una patología inflamatoria de origen infeccioso que destruye el periodonto de inserción (hueso alveolar, cemento radicular y ligamento periodontal), lo que puede finalizar con la pérdida de los dientes afectados. Todas las periodontitis provienen de una gingivitis, pero no todas las gingivitis terminan en periodontitis.
Algunos estudios han probado efectiva esta limpieza bucal en la reducción de la placa dental, las inflamaciones de las encías y de la gingivitis.
Las hojas se aplican como cataplasmas y son útiles en trastornos del hígado, asma y fiebre y, junto con catechu, se administran cuando se necesita un astringente, como en heridas. La amarga decocción de la corteza es astringente y se toma para detener la diarrea y la disentería y aliviar la gingivitis.
En el tratado incluye ideas propias y revolucionarias para la época, empleando ya el término de “celiaquía”, distinguiendo las convulsiones febriles de la epilepsia, abordando conceptos de los diferentes saberes pediátricos de la actualidad: las enfermedades psiquiátricas, la costra láctea, el asma, parasitosis intestinales, la malnutrición, la gingivitis, los cólicos nefríticos, las gastroenteritis y las meningitis, entre otras.