gauchaje

gauchaje

s. m. Argent., Chile, Urug. Conjunto o reunión de gauchos.
Traducciones

gauchaje

SM
1. (Cono Sur) (= personas) → gauchos pl; (= reunión) → gathering of gauchos
2. (pey) (= gentuza) → riffraff, rabble
Ejemplos ?
Se encuentra en el noroeste del departamento El Carmen, a 30 km de la capital provincial San Salvador de Jujuy, y en el denominado valle de los Pericos. En mayo se realiza la Fiesta Nacional del tabaco: festival de música y gauchaje.
que presentan al gaucho decimonónico en sus aspectos más virtuosos), estos gauchos de historieta idealizados en exceso ya tenían su contrapartida en la narrativa visual de las viñetas realizadas a fines de siglo XIX e inicios del siglo XX por Cao (padre) y las pinturas hechas por Florencio Molina Campos en donde con gracia es presentado un gauchaje más humano, en los 1970s la tradición visual que representa graciosamente si bien con respeto al gauchaje es proseguida por otros gauchos de historieta: El gaucho Carayá y, especialmente, Inodoro Pereyra (El Renegau), un excelente homenaje en clave humorística realizado por Roberto Fontanarrosa.
Eran patrones los jefes. El gauchaje, amontonado en el galpón de los peones, pululaba felinamente entre el soguerío de arreos y recados.
ucho gauchaje se había juntado, en la pulpería de don Manuel Fulánez, aquel día, y todos se entretenían, jugando a la taba o al choclón, corriendo carreras y mamándose como cabras.
«Por eso que al caudiyaje nunca quise dar cuartel, y a mi pluma y mi papel nunca le ha faltao coraje. No he perdonao al gauchaje hasta hundirlo en la redota.
o era el Rubio un gaucho cualquiera, sino que parecía marcar una especie de transición entre el gauchaje verdadero, de melena y barba cerrada, de chiripá y de poncho, hábil enlazador y gran jinete, y el paisano de chacra, criado en las orillas del pueblo, del cual ha tomado los vicios algo refinados ya, sin haber adquirido la destreza peculiar y la resistencia del verdadero hombre de campo.
Bella de honda poesía, suave de inmensidad serena, de extensa melancolía y de grave silencio plena; o bajo el escudo del sol y la gracia matutina, sonora de la pastoral diana de cuerno, caracol y tuba de la vacada; o del grito de la triunfal máquina de la ferro-vía; o del volar del automóvil que pasa quemando leguas, o de las voces del gauchaje, o del resonar salvaje del tropel de potros y yeguas.
Combate rudo. Por quinta vez, el gauchaje sorprendía el campamento realista, y en el aturdimiento de todos, lazo y bola habían hecho su obra.
Había mucha gente gauchaje, bastante, pero también una punta de extranjeros, con sus hijos, nacidos éstos en el país, los más endiablados para correr.
¡Changa linda para el pobrerío! y si el viento sur ha soplado feo para el hacendado, lo bendice el gauchaje. ¡A cuerear, muchachos, que todo sirve para un caso de esos, los niños y los viejos; y por tal que tengan un cuchillo en la cintura, no les han de faltar chairas!
Bastante gente se juntó en la rueda, cuando el coimero, de su alcancía de lata, sacó las fichas, y las empezó a repartir, en cambio de buenos pesos. Mozo serio, el coimero; muy ponderado entre el gauchaje, como formal y recto.
ace muchos años, era grande la fama de Faustino Videla, como payador, entre el gauchaje del sur; pero, como ser payador, no era, por supuesto, oficio ni profesión, Videla, capataz en una estancia, sólo dedicaba a la guitarra y al canto los momentos de ocio que le dejaba su obligación.