galgo

(redireccionado de galgos)

galgo, a

(Del lat. vulgar gallicus < canis gallicus.)
1. adj./ s. ZOOLOGÍA Se aplica al perro de figura esbelta y musculatura potente, de color leonado claro, de cabeza pequeña y hocico alargado, que se utiliza en caza y competiciones deportivas.
2. Que es muy goloso.
3. ¡échale un galgo! coloquial Indica que existe alguna dificultad para alcanzar a una persona o una cosa, o para comprender u obtener algo se le cayó el anillo en la arena y ahora échale un galgo para encontrarlo.

galgo, -ga

  (del l. gallǐcus [canis] )
adj.-s. zool. Díc. de una raza de perro de línea esbelta, potente musculatura y pelo fuerte.

galgo, -ga

('galγo, -γa)
sustantivo masculino-femenino
perro de caza de cuerpo muy delgado Los galgos se usan para carreras.
Traducciones

galgo

galgo

galgo

1/a SM/Fgreyhound
¡échale un galgo!catch him if you can!
¡vete a espulgar un galgo!go to blazes!
galgo afganoAfghan (hound)
galgo rusoborzoi, Russian wolfhound

galgo

2 ADJ galgón ADJ (Andes) → sweet-toothed, fond of sweets
Ejemplos ?
-¿Pides justicia?, pues calla eternamente. Las ciudades se transforman en selvas, los obreros en animales de caza, los militares en sabuesos y galgos.
Las tradiciones más destacables son el pasacalles de gigantes y cabezudos, a las 8 de la mañana; y la capea tradicional, celebrada normalmente el último día de fiestas. También se realizan otras actividades como competiciones deportivas, juegos infantiles, carreras de galgos, etc.
Letra de la canción: El corro comienza con el viva::::::: "Viva la Virgen del Carmen:::::: patrona de la marina": Después de esto la gente empieza con la danza cantando::::::: Quien dirá que no es una,:::::: la rueda de la fortuna.:::::: Quien dirá que no son dos:::::: la campana y el reloj.:::::: Quien dirá que no son tres,:::::: dos prusianos y un francés.:::::: Quien dirá que no son cuatro,:::::: tres escudillas y un plato.:::::: Quien dirá que no son cinco,:::::: tres de blanco y dos de tinto.:::::: Quien dirá que no son seis,:::::: los amores que teneis:::::: Quien dirá que no son siete,:::::: seis sotanas y un bonete.:::::: Quien dirá que no son ocho,:::::: siete carneros y un mocho.:::::: Quien dirá que no son nueve,:::::: ocho galgos y una liebre....
Comúnmente se le nombra de forma abreviada como "the Brandywell" y en el también se disputan carreras de galgos por lo que existe una pista oval entorno al terreno de juego.
Otros deportes que se practican en México las carreras de caballos que tienen como escenario principal al Hipódromo de las Américas de la Ciudad de México, las carreras de galgos, en el Galgódromo de Agua Caliente de Tijuana y en el de Ciudad Juárez.
Ecobajatours Del aeropuerto de San José del Cabo y La Paz a varios puntos en Baja California - obtén un descuento al presentar tu pase de abordar en los mostradores de Ecobajatours. Galgos Tapachula, Guatemala y El Salvador - obtén 10% de descuento en rutas establecidas al presentar tu pase de abordar en el mostrador de la línea.
Numerosos equipos de las Grandes Ligas de Béisbol realizan sus entrenamientos de primavera en Arizona, y existe en Tucsón un equipo que juega en las ligas menores. En el Turf Paradise de Phoenix se celebran carreras de caballos, y en Phoenix, Tucson y Yuma se celebran carreras de galgos.
-No es nuestro -sigue Prójor-. Es del hermano del general, que vino hace unos días. A mi amo no le gustan los galgos. A su hermano...
Las trompas suenan, los galgos, heráldicos, ladran impacientes; gallardetes y banderas flamean al viento matutino, con chasquidos alegres.
Si ves el ciervo herido Que baja por el monte, acelerado Buscando dolorido Alivio del mal en un arroyo helado, Y sediento al cristal se precipita, No en el alivio en el dolor me imita, Si la liebre encogida Huye medrosa de los galgos fieros, Y por salvar la vida No deja estampa de los pies ligeros, Tal mi esperanza en dudas y recelos Se ve acosa de villanos celos.
Pues, como iba diciendo, fuime al cerro y me llevé los galgos con el perro a ver si este gandul se enmienda algo yendo a mi lado y entre galgo y galgo.
así como para distraer las brumosas y grises melancolías, helo aquí: Había en una ciudad inmensa y brillante un rey muy poderoso, que tenía trajes caprichosos y ricos, esclavas desnudas, blancas y negras, caballos de largas crines, armas flamantísimas, galgos rápidos, y monteros con cuernos de bronce que llenaban el viento con sus fanfarrias.