gélido

(redireccionado de gélidos)
También se encuentra en: Sinónimos.

gélido, a

(Del lat. gelidus.)
1. adj. Que es muy frío el aire gélido me resecó los labios. helado
2. Que es poco afectuoso el recibimiento fue más bien gélido. frío, glacial

gélido, -da

 
adj. poét.Helado o muy frío.

gélido, -da

('xeliðo, -ða)
abreviación
que es o está frío en extremo un paraje gélido
Sinónimos

gélido

, gélida
adjetivo
helado, glacial, congelado.
Gélido es de uso poético o culto.

gélido:

ateridocongelado, frío, helado,
Traducciones

gélido

Arctic, gelid, icy

gélido

ledový

gélido

iskold

gélido

eisig

gélido

jäinen

gélido

glacé

gélido

leden

gélido

氷で覆われた

gélido

얼음의

gélido

ijzig

gélido

iset

gélido

lodowaty

gélido

isig

gélido

เย็นจัด

gélido

buzlu

gélido

lạnh lẽo

gélido

结冰的,

gélido

gélido

ADJchill, icy
Ejemplos ?
En teoría, esta semana solo se tratará de organizar la fiesta, comprar vestidos e invitar a sus seres queridos, pero todo cambia cuando Geoff es contactado por las autoridades suizas, quienes le informan que el cuerpo de su exnovia, Katya, ha permanecido perfectamente preservado desde hace 50 años, cuando ella cayó en una grieta de los gélidos Alpes.
El clima en Pionyang es húmedo continental (Dwa, según la clasificación climática de Köppen). Los inviernos son muy duros, especialmente cuando llegan los gélidos vientos de Siberia.
El crítico Waldo Vila considera que muchos de los retratos del bordelés "son gélidos, de técnica académica", pero como explica Velasco, si los retratados o temas le llamaban la atención, como se ve en el retrato de Andrés Bello, se esmeraba.
Los supervivientes, expuestos a heridas mortales y un tiempo inclemente, disponen de pocos días para escapar de los gélidos elementos.
El Alférez de Navío San Martín divisó los moles errantes, adelantándose al Capitán Worsley que le acompañaba, hombre acostumbrado a navegar en aquellos gélidos parajes, y aun antes que el serviola diera la voz de alerta.
Por otra parte se ha notado una expansión de la banquisa invernal antártica en comparación con la ártica, en el año 2014 la banquisa invernal antártica se extendió 20 millones de km², la explicación para ello está un leve cambio de los vientos circumpolares (que en la región antártica circulan predominantemente de Oeste a Este) al haber en estos años una mayor incidencia de vientos gélidos desde el sur al norte congelando así más ampliamente la superficie del océano.
También el Mestral, componente NO asociada a los días más gélidos de invierno, se ensaña con fuerza durante buena parte del invierno en esta peculiar zona de la costa valenciana.
Los celajes van tornándose grisáceos y el viento gime sus preludios gélidos, lejos, distantes, a la eclosión solar, ha quedado la joven primavera y la lluvia fecunda del verano ha cesado de bañar con sus caricias la exhausta superficie de la tierra.
Mientras, estatuas y monumentos fastuosos permanecen gélidos en su homenaje de vida a tantos seres heroicamente muertos para consolidar la ilusión de una patria eterna.
del encuentro esperado hace milenios cuando apenas despertaba hecho de arcilla en el vientre de una tierra florecida de mazorcas en otoño; del encuentro que se ha hallado en mi buscar insólito entre valles de sembrados vírgenes, entre cumbres de semblantes gélidos y mirares asombrados; del encuentro llegado en mis fatigas mustias entre oleajes de barcazas en descanso; del encuentro llegado a mi alegría de primavera en los huertos de llantos arbolados.
Él ciertamente los gélidos miembros intenta, si pueda, de sus radios con las fuerzas, retornar al vivo calor; pero, puesto que a tan grandes intentos el hado se opone, con néctar aromado asperjó su cuerpo y el lugar, 250 y de muchas cosas antes lamentándose: “Tocarás, aun así, el éter”, dijo.
TREINTA Y DOS Me vestiré como mañana fría con trusa gris y neblina por camisa, pantalones de rocío tan húmedos que no puedan calentarse los conductos de las ganas ni los cuerpos cavernosos ni la sangre que se inflama y al medio día de los inviernos pálidos ascenderé montañas frígidas sin importarme el viento helado ni los senderos gélidos de las escarchas...