felipista

(redireccionado de felipistas)
Traducciones

felipista

A. ADJ relating to Felipe González or his policies
la mayoría felipistathe pro-Felipe González majority
B. SMFsupporter of Felipe González
Ejemplos ?
En el siglo XVIII pertenecía aún a la señoría del ducado de Cardona. En febrero de 1714 la villa fue atacada por las tropas felipistas por haber dado cobijo a algunos seguidores del Carrasclet.
Ésta se rindió finalmente, sin apenas resistencia, el 16 de diciembre de 1705, no sin antes haber huido de ella las autoridades reales y los felipistas más destacados —dos meses antes Barcelona también había sido tomada por los austracistas—.
El apoyo ayorino a la causa del archiduque Carlos fue duramente castigado con el sitio de las tropas borbónicas felipistas, dirigidas por el conde de Pinto, el asalto a la villa y el incendio del castillo.
Inmediatamente los presos felipistas fueron puestos en libertad —y autorizados a abandonar la ciudad—, las medidas de Basset en favor de las clases populares fueron suspendidas y se concedió una mayor participación a la nobleza austracista en el gobierno del reino.
Dos días después Felipe V nombraba a los nuevos seis jurats de la ciudad, saltándose el procedimiento insaculatorio establecido en los Furs, quienes, a pesar de ser conocidos felipistas, siguieron bajo la autoridad militar del mariscal de campo Antonio del Valle, y con unas competencias muy recortadas —por ejemplo no podían convocar al Consell General, máximo órgano deliberativo de la ciudad—.
La fortuna en la organización del colegio y las amistades en las altas esferas comenzaron sin embargo a procurarle enemigos, sobre todo entre la «competencia»: los padres felipistas y los jesuitas.
Estas medidas también fueron debidas a la presión popular porque el 28 de diciembre de 1705 se inició un motín contra los franceses y contra los botiflers, que incluyó al arzobispo Antoni Folch de Cardona por haber acogido a destacados felipistas en su palacio.
Los felipistas contraatacaron asediando San Mateo entre el 28 de diciembre de 1705 y el 9 de enero de 1706, y asaltando Villarreal el 12 de enero al paso de las tropas del Conde de las Torres de Alcorrín, pero finalmente tuvieron que replegarse a Castilla.
Durante los tres días siguientes la revuelta continuó, por lo que un gran número de felipistas abandonaron la ciudad. La política de Basset de conceder exenciones fiscales creó un grave problema a la hacienda de la ciudad de Valencia ya que una de sus fuentes principales de ingresos eran las tasas que se cobraban por las mercancías y los alimentos que se introducían en la ciudad, y que ahora no se pagaban por la falta de controles en las puertas de la muralla, además de hacer más difícil la vigilancia sobre los productos sobre cuya venta la ciudad detentaba el monopolio: el trigo, la carne y el tabaco.
Así describió Luis XIV la nueva situación creada por las victorias felipistas: A principios de enero de 1711 Felipe V volvía a ocupar el reino de Aragón, mientras Carlos III no llegaba a tiempo a Cataluña para impedir que las tropas francesas del duque de Noailles cruzaran los Pirineos en dirección a Gerona, ciudad que indefensa tuvo que capitular el 23 de enero de 1711.
Cuando entraron las tropas de Peterborough hubo vivas a la patria y a la libertad y a Carlos III. Gracias a la intervención del Consejo de Ciento el virrey Velasco y algunos felipistas destacados lograron salvar la vida.
Estos abusos, acompañados de insultos a los vecinos «llamándolos gabachos, traidores» y en ocasiones de actos deliberadamente sacrílegos, perpetrados por los «herejes» fueron denunciados por los felipistas y los usaron como una eficaz arma de propaganda en favor de su causa.