dormilón

dormilón, a

1. adj./ s. coloquial Se aplica a la persona que duerme mucho y con facilidad ¡anda que no eres dormilona!, catorce horas seguidas durmiendo.
2. s. m. ZOOLOGÍA Atajacamino, pájaro pequeño de color ceniciento oscuro y cola larga que mantiene en continuo movimiento.
3. ZOOLOGÍA Pez teleósteo que se hunde en el fango y permanece enterrado por un largo período.

dormilón, -na

 
adj.-s. Muy inclinado a dormir.
Traducciones

dormilón

dormiglione

dormilón

соня

dormilón

/ona
A. ADJfond of sleeping
B. SM/Fsleepyhead
Ejemplos ?
Llegaron éstas a la segunda noche —aunque de un carácter un poco singular. Benincasa dormía profundamente, cuando fue despertado por su padrino. —¡Eh, dormilón! Levántate que te van a comer vivo.
Se educaba allí desde tiempo inmemorial un tipo acabado de bohemio, lleno de buenas condiciones de corazón, haragán como una marmota, dormilón como el símil, con una cabeza enorme, cubierta de una melena confusa y tupida como la baja vegetación tropical; reñido con los libros, que no abría jamás, y respondiendo al nombre de "Galerón", sin duda por las dimensiones colosales del sombrero, que tenía la función obligatoria y difícil de cubrir aquella cabeza ciclópea.
Les daba cita a tal hora, tal día, en tal parte, y tampoco faltaban ellos a la cita, pues, desde el primer día, le habían tomado un olor a paliza, capaz de hacer adivinar la hora al más dormilón, y de dar patas de acero al mancarrón más bichoco.
Todo lo escucho con avaro oído: el blando hundirse de las anchas rejas; el suave rodar hacia los lados de la mullida tierra; el alentar pujante de los bueyes, de cuyos bezos charolados cuelgan tenues hilos de baba transparente que el manso andar no quiebra; aquel pausado y firme posar de sus pezuñas gigantescas; el crujir dormilón de las coyundas que el yugo pulimentan; un aliento de brisa tan suave que apenas se menea, un hondo y general rumor de vida y un ruido sordo de pujante brega.
Bonaret era un hombre enfermizo y triste. Dormilón para el negocio, vendía, al parecer, por condescendencia; al recoger en el cajón el dinero, suspiraba.
Sus rubios cabellos caían en tirabuzones de un amplio sombrero de fieltro negro cargado de plumas blancas colocadas caprichosamente, y llevaba en la mano una fusta rematada en oro. Me dio un toque suavemente diciendo: – Y bien, dormilón, ¿así es como haces tus preparativos?
En efecto, Grandet, que era poco dormilón, empleaba la mitad de las noches en los cálculos preliminares que daban a sus entrevistas, a sus observaciones y a sus planes aquella seguridad de éxito que tanto asombraba a los habitantes de Saumur.
Pero el elemento Hussiatin va adquiriendo cada vez mayor importancia hasta que el sujeto despierta y oye toser fuertemente a su mujer, enferma de un catarro bronquial (Hussiatyn toser.) Comparamos ahora el citado sueño de Napoleón I, cuyo reposo solía ser muy profundo, con el del estudiante dormilón que ante la advertencia de que ha llegado la hora de ir al hospital sueña que ocupa una cama en una sala del mismo y sigue durmiendo a pierna suelta, tranquilizado por el razonamiento de.que si está ya en el hospital no tiene por qué levantarse para acudir a él.
Y espumando por la boca su enojo, de pronto vio al tlacuache que dormitaba a la entrada del agujero donde el exvanidoso vivía. -¡Ha llegado el momento de mi venganza!- Pensó dirigiéndose hacia el dormilón.
Ya ves que con las horas extras de madrugada que pagan mejor, se completa lo de los gastos de la renta, la luz, el gas y la comida. Levántate. No seas dormilón. -Sí, no se puede de otra forma.
Proviene de la voz Chüwüt, que significa «pájaro dormilón (hembra)» o «gallina ciega», pues es la hembra que en la época primaveral canta «chüüüwüüüt, chüüüwüüüt».
Otra característica es su voz, que es debilísima, y raramente maúlla, hasta el punto de que es necesario vigilarlo para asegurarse de que no haya ningún problema. El carácter del ragdoll le hace ser una de las mejores razas ya que es tranquilo y dormilón.